Odebrecht: Condenan al ex viceministro Gabriel García Morales

12 de diciembre del 2017

El exfuncionario deberá pagar seis años tras las rejas.

Odebrecht: Condenan al ex viceministro Gabriel García Morales

El juez 31 de conocimiento condenó al ex viceministro Gabriel García Morales a 5 años de prisión, por haber recibido más de US$6.5 millones de la firma brasileña Odebrecht, para la adjudicación de los contratos de construcción de la Ruta del Sol II.

La condena también obliga al exfuncionario del gobierno Uribe a pagar una multa de 89 salarios mínimos legales vigentes, equivalente a un poco más de 65 millones de pesos y quedó inahibilitado para ejercer cargos públicos por el término de seis años.

García Morales, que había reconoció su responsabilidad en los delitos de interés indebido en la celebración de contratos y cohecho impropio, obtuvo un principio de oportunidad, con el que se comprometió a colaborar con la justicia para destrabar el caso de corrupción en el que está involucrado.

Tras la confesión, el ex viceminitro se comprometió a servir como testigo en distintos procesos penales que adelanta la Fiscalía contra otros funcionarios que habrían recibido dinero como promesa remuneratoria para favorecer con contratos a la multinacional brasileña.

“El servidor público que acepte dinero como remuneración para favorecer a personas o empresas sometidas a su consideración, se expone a penas no
menores a 80 meses” advirtió la juez al divulgar la sentencia.

Para la Fiscalía, García Morales desconoció los principios éticos de sus funciones como servidor público y configuró una actuación corrupta.

Según el ente investigador, durante todo el proceso de investigación quedó en evidencia la promesa de García Morales, de que nada ni nadie se interpondría en su camino para darle el contra Ruta del Sol II al consorcio conformado por Odebrecht.

La Fiscalía determinó que García Morales tuvo una participación importante en el diseño de la estrategia para entregar los sobornos de Odebrecht y que él habría sido el encargado de contactar a los hermanos Enrique y Eduardo Ghisays Manzúr, quienes prestaron sus cuentas bancarias para darle una apariencia de legalidad a la entrada de los sobornos de la constructora.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO