El crimen de la menor indígena que enluta al Cauca

El crimen de la menor indígena que enluta al Cauca

13 de mayo del 2019

El cuerpo sin vida de Julia Morales Velasco fue encontrado en horas de la tarde de este domingo 12 de mayo en un potrero cercano al río Piendamó, en el municipio de Silvia, del departamento del Cauca.

La menor, quien pertenecía a la comunidad indígena Misak, yacía desnuda y con signos de violencia.

Elvia Rocío Cuenca, secretaria de la Mujer de ese departamento, le contó a KienyKe.com los detalles del caso.

Lo primero expresado por Cuenca es que el crimen tiene consternada a la comunidad indígena y civil por su crueldad y condiciones.

Aseguró que junto a las autoridades irán tras la pista de los responsables del asesinato, con el fin de que se haga justicia. Sin embargo, la información con la que cuentan aún es muy escasa.

El cadáver tenía signos de violencia

Según Cuenca, agentes del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía llegaron al sitio y realizaron labores de inspección del cadáver de la menor de 15 años, quien tenía  indicios de haber sido golpeada en varias partes de su cuerpo, antes de fallecer.

Al parecer, los hechos habrían ocurrido el día sábado en horas de la tarde – noche, antes del día de la madre.

Luego de la inspección, el cuerpo de Yuliana fue trasladado hacia el Instituto de Medicina Legal en Popayán, para que los expertos se encarguen de indagar cómo fue la causa de su muerte y determinar si fue víctima o no de abuso sexual.

Cuenca señaló que tienen conocimiento de que los indígenas Misak, comunidad de la cual Yuliana hacía parte, capturaron a unos jóvenes a quienes señalan como presuntos responsables de agredir y asesinar a la adolescente.

“Esa es la información que nos ha llegado, pero todavía el caso está en proceso de investigación”, indicó.

“Estamos muy atentos a los informes que nos comparten las autoridades. Es muy complejo para este pueblo esta lamentable noticia, pero desde las distintas instituciones estaremos rodeando a la familia de la víctima y a toda esta comunidad para que esto no vuelva a ocurrir”, agregó.

Lea también: El crimen de Samuel David, “un hijo de la paz”

Justicia indígena versus justicia ordinaria

Dijo que hay que esperar a saber si el caso se resolverá bajo la justicia de la comunidad indígena Misak o la justicia ordinaria, debido a que ellos tienen sus propias normas y procedimientos en este tipo de casos.

“Si es la justicia propia indígena, ellos utilizarán sus normas internas. Si no, será la justicia ordinaria la que tendrá que tomar el caso y ajustarse al proceder de la comunidad indígena para que se conduzca a determinar quién o quiénes fueron los autores del crimen”, aseguró.

Por su parte, Álvaro Morales, gobernador del resguardo Guambía, indicó en diálogo con medios regionales, que también se procederá a investigar a los padres de la menor por estos hechos, en vista de que la habrían dejado sola en su casa.

“Debemos investigar que responsabilidad tienen los padres, porque una niña no puede andar sola, eso es algo que no se debe permitir”, resaltó.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO