Dos presos huyen mientras almorzaban con el Papa

Dos presos huyen mientras almorzaban con el Papa

13 de octubre del 2017

La policía italiana busca a dos presos que huyeron durante un almuerzo que el Papa Francisco organizó en Bolonia, Italia para compartir con reclusos y personas de bajos recursos. Los dos presos Napolitanos (sur de Italia) aprovecharon la ocasión para huir.

El encuentro se organizó en la Basílica de San Petronio el 1 de octubre. Los dos hombres, que ya habían cumplido su condena seguían recluidos en el centro Castelfranco Emilia, en la localidad de Modena porque la policía todavía los considera “socialmente peligrosos”.

Los hombres que hacían parte de un programa de reinserción social, tendrán que comenzar nuevamente el proceso cuando sean encontrados, comentó la Policía. Según los medios, los prófugos ya habían protagonizado episodios de fuga.

El Vaticano informó que el Papa Francisco siempre ha estado al tanto de la situación de los presos y acostumbra a reunirse con grupos de reclusos durante sus viajes en Italia y fuera del país. Aclaró que a pesar del hecho no dejará de realizar estas visitas.

El número de presos que se reunió con el Sumo Pontífice fueron veinte. Todos partieron desde Castelfranco, Italia, lugar donde se encuentran recluidos. En el grupo también se encontraba un capellán, un grupo de voluntarios de la parroquia y un pequeño grupo de guardias.

En el momento de percatarse de la ausencia de los dos presos, el Papa no fue informado de la situación y continuó con la visita en Bolonia. Luego del almuerzo se dirigió a una manifestación en la Plaza San Doménico y finalizó en el estadio de fútbol de la ciudad ante 40.000 personas.

Durante la visita del domingo 1 de octubre a las ciudades de Cesena y Bolonia, el Papa afirmó que la corrupción es “la carcoma de la vocación política” y pidió a los gobiernos que inicien programas de acogida y abran corredores humanitarios para refugiados.