Exigen revelar nombres de asesinos de Jamal Khashoggi

14 de diciembre del 2019

Se dice que el príncipe heredero Mohammad bin Salman ordenó el asesinato.

Exigen revelar nombres de asesinos de Jamal Khashoggi

La búsqueda de responsabilidad en la muerte del periodista saudí Jamal Khashoggi avanzó entre los legisladores de Estados Unidos quienes pidieron a sus jefes de inteligencia que publiquen detalles sobre los responsables del asesinato.

La exigencia de pruebas sobre la muerte de Khashoggi se produce en medio de un proyecto de ley anual de gastos militares, la Ley de Autorización de Defensa Nacional, que fue aprobada en la Cámara de Representantes el miércoles y será votada por el Senado la próxima semana.

Si se promulga, el director de Inteligencia Nacional tendrá 30 días para informar al Congreso ofreciendo detalles sobre quién orquestó el escuadrón de ataque saudí que mató y desmembró a Khashoggi en el consulado saudí en Estambul, Turquía, en octubre de 2918.

Según el proyecto de ley, el informe abordaría el “papel de cualquier funcionario actual o anterior del gobierno de Arabia Saudita o cualquier figura política saudita actual o anterior de alto rango sobre la dirección, el pedido o la manipulación de pruebas en el asesinato de Khashoggi”.

El documento indicaría a quienes culpan los jefes de inteligencia por ser cómplices de ordenar o dirigir el asesinato del periodista, así como aquellos que “impidieron la investigación imparcial posterior” al asesinato.

Khashoggi, columnista del diario The Washington Post y residente en EE.UU., fue asesinado en el consulado de Arabia Saudita en Estambul, Turquía, el 2 de octubre de 2018. Su cuerpo nunca fue recuperado.

Según los informes de los medios de comunicación, la CIA determinó que el príncipe heredero Mohammad bin Salman ordenó personalmente el asesinato.

Los funcionarios saudíes, que inicialmente afirmaron que Khashoggi había salido vivo el consulado, luego indicaron que había sido asesinado en una operación ilegal que no involucró a la realeza saudí.

En un informe de mayo, la investigadora de derechos humanos de la ONU, Agnes Callamard, concluyó que se trataba de una “ejecución deliberada y premeditada” y pidió que se investigara al príncipe Bin Salman.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO