Fiscalía pide que los Uribe Noguera sean condenados

25 de junio del 2019

Asegura que son culpables de encubrir el crimen de Yuliana Samboní.

Fiscalía pide que los Uribe Noguera sean condenados

Después un arduo y desgarrador juicio, la Fiscalía General de la Nación le solicitó de manera formal al juez 46 de conocimiento que los hermanos Catalina y Francisco Uribe Noguera sean condenados de manera ejemplar por encubrir el crimen de la pequeña de siete años Yuliana Samboní, perpetrado por su hermano Rafael en 2016.

En medio de la audiencia de alegatos de conclusión que se desarrolló este martes en las instalaciones del Complejo Judicial de Paloquemao, las partes pusieron sus cartas sobre la mesa para resolver de manera definitiva el caso.

Mientras la defensa insistió en la inocencia de los hermanos, la delegada del ente acusador argumentó que estas dos personas son culpables de los delitos de encubrimiento y ocultamiento, alteración o destrucción de material probatorio y favorecimiento de secuestro, en calidad de coautores.

De acuerdo a la fiscal, los Uribe Noguera cometieron un delito al ocultar información a la Policía sobre el paradero de su hermano Rafael y también al eliminar chats y modificar otros elementos de prueba importantes para la investigación, con el fin de encubrirlo y entorpecer el proceso.

El Ministerio Público no estuvo de acuerdo con la petición y pidió la absolución de los acusados.

La última palabra la tiene el juez, quien determinará si el sentido del fallo en contra de los Uribe Noguera es condenatorio o absolutorio.

El juicio

En el proceso contra los dos hermanos se revelaron nuevas pruebas determinantes; entre chats recuperados de los teléfonos celulares que mostraban conversaciones entre la madre y Catalina, así como unos videos de seguridad en los que se ve a Francisco ingresando por la terraza del apartamento de Rafael, en edificio Equus 66.

Uno de los testigos claves de la defensa fue el propio confeso asesino de la menor, quien purga una pena de más de 50 años de prisión. A través de videoconferencia, Uribe Noguera defendió a sus hermanos y describió algunos de los actos que cometió después de haber asesinado a la menor.

Entre lo que recordó, Uribe Noguera comentó haber visto su celular con muchas llamadas perdidas desde el número de Catalina y dijo que cuando finalmente le contestó, ella le preguntó dónde estaba y él le mintió. Señaló que después terminó comentándole que estaba en el edificio.

Posteriormente, dijo que había ocultado el cuerpo y la ropa de la menor antes de que sus familiares entraran al apartamento. Aseguró que estaba en mal estado cuando su hermano se metió por la terraza luego de que él no le abriera la puerta. Incluso, contó que había considerado quitarse la vida.

Rafael narró que cuando habló con su hermano Francisco intentó negar la muerte y fue cambiando de versión. En un principio comentó que la niña se había bajado del carro en una glorieta, a lo que el hermano le habría dicho que rezara para que apareciera. Luego, le dijo que esta había huido y más tarde, cuando estaban llegando a la clínica, hizo la revelación de que creía que Samboní estaba muerta.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO