Identifican a las víctimas del ataque sicarial en Medellín

Identifican a las víctimas del ataque sicarial en Medellín

28 de diciembre del 2018

Tras un ataque sicarial ocurrido el pasado jueves 27 de diciembre, sobre las 11:30 de la noche, en el barrio Laureles, en el occidente de la ciudad, tres personas fueron asesinadas y una más quedó gravemente herida.

Después de que las autoridades compartieran todos los detalles preliminares sobre lo que ocurrió en el lugar, un local comercial, las autoridades dieron a conocer identificación de las víctimas mortales de los hechos, quienes fueron identificadas como Fredy Acevedo Roldán, de 50 años de edad, y Hernán Darío Rayo, de 49, comerciantes de oficio, y quienes contaban con antecedentes penales, según la Secretaría de Seguridad y Convivencia de Medellín. Acevedo Roldán respondió a la justicia por lesiones culposas y desplazamiento forzado, y Rayo por constreñimiento ilegal.

Cerca de las 12 de la media noche el nombre de la tercera víctima de este ataque fue dado a conocer. Mientras se desplazaba de urgencia hacia el Hospital General de Medellín, el diseñador gráfico y gestor de paz Mauricio Ospina falleció a causa de los impacto de bala que recibió en la cabeza.

Según la versión que le brindó Jorge Posada, amigo del diseñador, a KienyKe.com, su amigo Mauricio, a quien conocía desde hace más de diez años, se encontraba en el lugar de los hechos compartiendo con una compañera en una mesa cerca de las personas contra las que iba dirigido el atentado. 

Cuando los sicarios se detuvieron frente al local, el parrillero se bajó de la moto y empezó a disparar contra algunas personas presentes, durante la situación, Mauricio intentó protegerse con su amiga tirándose al suelo y el sicario le propinó dos disparos en la cabeza.

“Mauricio nos deja una gran tristeza por la manera como le arrebataron la vida, pero haremos todo lo posible por lograr que quede en la memoria de la ciudad. Él era un joven inquieto por la reconciliación, por la verdad y por la paz, que usaba el diseño como herramienta de gestión social”, le contó Posada a este medio.

Facebook: Jorge Iván Posada Duque.

Además, este hombre que conoció a Mauricio en el ámbito de la gestión social y en su vida personal, dice que era una persona que siempre estuvo interesada en dialogar sobre la realidad del país, la necesidad de generar escenarios de paz y las manifestaciones de rechazo hacia la violencia.

“Lo más lamentable de todo es que siempre se piensa que la persona a la que matan es mala y que lo mataron por alguna razón o por que algo debía, eso es naturalización de la muerte en una ciudad como Medellín que convive con el homicidio”, aseguró Posada.

Después de publicar en redes sociales la fotografía junto a su amigo Mauricio, acompañada por un mensaje sobre lo que representará su ausencia, Jorge aseguró que sus seres queridos se reunirán para afrontar la situación y emprenderán un camino para seguir construyendo en su memoria un camino hacia la convivencia, la paz y las expresiones de rechazo hacia la violencia.