En juego de ‘ruleta rusa’ así un joven mató a su mamá

En juego de ‘ruleta rusa’ así un joven mató a su mamá

14 de marzo del 2015

Una verdadera tragedia familiar ocurrió el pasado fin de semana en el barrio La Roca, de la localidad San Cristóbal, en el sur de la ciudad. Una mujer de 41 años perdió la vida al recibir un disparo, propinado, según las versiones tanto de testigos como de autoridades, por su propio hijo, en medio de un juego mortal: la ruleta rusa.

Lea también: Niño de tres años mató a su mamá con un tiro en la cabeza.

La triste historia que terminó con la vida de Olga Lucía Clavijo Salamanca empezó el pasado sábado. Según la versión entregada por uno de los familiares a miembros del Cuerpo Técnico de Investigación, CTI, que llevaron a cabo la inspección al cadáver y a la escena del crimen, indicó que uno de los hijos de Olga, al parecer, se encontró un arma de fuego en una de las ‘ollas’ que hay en el sector.

El joven, según las autoridades, llevó el arma hasta su casa y se lo enseñó a su madre y a uno de sus hermanos. Fueron estos quienes al parecer se pusieron a jugar con el revólver.

Según lo narró el mismo joven que disparó y causó la muerte de la señora, él y su madre le sacaron las balas al revólver, excepto una. Empezaron a darle vueltas al tambor, cerraban el arma y halaban el gatillo. Así, tentando a la muerte, jugaron un par de veces el mismo día en que se encontraron el revólver. Así lo contaron fuentes del CTI.

Olga Lucia Clavijo, mujer asesinada por su hijo en la ruleta rusa

Al parecer la diversión que consistía en dispararle a la otra persona la llevaron a cabo durante un par de oportunidades. También al parecer siempre se percataban que la bala puesta en el tambor no quedara en el sitio para ser accionada.

Lea también: ¿Por qué este hombre mató a su hija de tres años?

Ese sábado el juego terminó sin que la bala se disparara. El peligro, al parecer, había quedado atrás.

Llegó el domingo y el tentar a la muerte, al parecer, volvió a la mente de Olga Lucía y su hijo. Según la narración del joven, su madre se paró frente a él y se volvió a girar el tambor pero infortunadamente la bala, de la cual habían estado pendiente, para que fuera un juego sin peligro, quedó frente al martillo.

Según el joven que jugaba con su madre, quien tiene 18 años, no se percató de este mortal error y haló el gatillo.

Lea también: Por celos, su madre la mató y la enterró en el patio de la casa.

Olga cayó al suelo con una bala en su cabeza. Aunque fue trasladada por familiares al hospital San Blass falleció a los pocos minutos de haber ingresado al centro asistencial.

Aunque se trató de un accidente la policía capturó al joven de 18 años y lo trasladó a la Unidad de Reacción Inmediata. Se le imputaron los delitos de porte ilegal de armas y homicidio culposo.