Asesinó a su esposo militar por cuantioso seguro de vida

3 de marzo del 2019

La mujer realizó el crimen en compañía de su amante.

Asesinó a su esposo militar por cuantioso seguro de vida

La familia de la víctima afrontó la partida y llevó el caso hasta las últimas instancias jurídicas. Lo que comenzó con diversas especulaciones ante el escalofriante asesinato de un militar, terminó con la contundencia de la Fiscalía General en la captura de los responsables.

Los dolientes durante los dos años de investigación afirmaban la ambición de Ana Isabel Martínez Garzón, esposa del fallecido Jefferson Alexander Cáceres, suboficial del Ejercito Nacional que portaba con honor el camuflado y pagaba cada mes un cuantioso seguro de vida estimado en aproximadamente 130 millones de pesos.

Cáceres, quien ejercía sus labores en el Batallón de Instrucción y Entrenamiento número 13 en Usme, Bogotá, reportó ante sus superiores una extraña y apresurada salida en horas de la noche del 14 de junio del 2016.

Lo insólito de tal permiso fue que días más tarde encontraron su cadáver con un tiro de gracia a unos kilómetros de distancia del centro militar. Para las autoridades que ante la desaparición del cabo levantaron un grupo de búsqueda en compañía de su pareja, se presentó un detalle sospechoso que capturó la atención de los investigadores y dio indicios de los autores materiales.

La mujer durante la averiguación señaló, sin que otros soldados pudieran testificarlo desde la lejanía que se encontraban, las botas de su esposo. Además, los flojos testimonios que brindó y las llamadas interceptadas por la Fiscalía, esclarecieron lo sucedido.

Los presuntos homicidas vivieron con el militar

Todos los indicios apuntaron a que Ana Isabel Martínez estaría en contacto con su amante, identificado como Cristian Camilo Rendón, que de acuerdo a las notas de voz en posesión del ente judicial, cometió el crimen para continuar con la comprometida.

Después de conocer a los presuntos homicidas, la familia declaró conocer a Rendón, quien años atrás se hizo pasar como primo de Martínez para vivir junto a ella y el militar en Cúcuta.

El arresto de los implicados se dio el pasado miércoles 27 de febrero en el barrio San Luis de la capital del Norte de Santander por agentes del CTI. Y aunque no aceptaron cargos durante la audiencia en el Juzgado Tercero Penal Municipal, fueron enviados a la cárcel.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO