La fría emboscada para robar un carro de valores

La fría emboscada para robar un carro de valores

19 de febrero del 2016

Ocho disparos sonaron al interior del almacén Olímpica ubicado en la esquina de la calle 72 con carrera 60, en el norte de Barranquilla. Ocurrió en la mañana de este viernes.

Lea también: El millonario robo de un carro de valores.

Algunos clientes, llevados por el pánico, se lanzaron al suelo, mientras que otros, atónitos, se escondieron tras los estantes. Ni los unos ni los otros sabían exactamente lo que estaba ocurriendo.

Además: Así fue el robo de película en el aeropuerto de Valledupar.

Segundos antes dos empleados de la empresa de valores TVS, entre ellos Iván José Jiménez Subiría, de 32 años, habían ingresado al almacén de cadena. Jiménez llevaba una tula llena de dinero en una des su manos. En la otra tenía un revólver.

Lea aquí: Los cabos sueltos en el robo de un carro de valores.

Cuatro hombres armados estaban dentro del lugar, esperando a que Jiménez y su compañero, que también estaba armado, entraran.

Nadie sabe quién inició la balacera. Jiménez cayó herido con un disparo en la cabeza.

En medio del fuego cruzado uno de los bandidos agarró la tula que contenía la plata para surtir cajeros electrónicos y salió del lugar. Sus cómplices lo siguieron. Uno de ellos salió herido.

Los testigos dijeron que los cuatro hombres abordaron dos motocicletas y un taxi que estaban parqueados a las afueras del local comercial con los motores encendidos. En ellos emprendieron la huída por diferentes rutas.

Aunque la policía llegó al lugar un minuto después de ocurridos los hechos, no lograron la ubicación de los bandidos, quienes se habrían apropiado de un amplio botín.

Iván José, gravemente herido y sin reacción alguna, fue remitido a la clínica General del Norte.

Aunque su traslado y la atención por parte del personal médico fue muy rápida, el guarda de seguridad que intentó impedir el robo murió en la sala de urgencias a los pocos minutos de haber ingresado.

Con cámaras de vigilancia y versiones de testigos, la policía busca por toda la ciudad las pistas que logren dar con la captura de los ladrones y asesinos así como de los conductores de los vehículos en los que huyeron.