10.000 personas evacuadas por incendio en Francia

@JohanRouquet

10.000 personas evacuadas por incendio en Francia

26 de Julio del 2017

Las llamas continúan azotando al sur de Francia. Este miércoles las autoridades ordenaron la evaciación de 10 mil personas, entre ellos 3 mil campistas, desde las zonas de mayor peligro por el fuego, que se ha extendido en diferentes localidades.

“Las evacuaciones, al menos 10.000, han sido necesarias por la progresión de las llamas y el humo en un área en la que se dobla o se triplica la población en verano”, ha señalado un portavoz de los Bomberos en Bormes-les-Mimosas del departamento de Var, en la región de Provenza-Alpes-Costa Azul, sureste del país.

Cientos de turistas fueron evacuados de los campings de los alrededores y reubicados en los gimnasios, mientras que otros han buscado refugio en la playa.

Los incendios han arrasado con alrededor de 4.000 hectareas de la localidad de Bormes-les-Mimosas y se extienden sin descanso también en la isla de Córcega. Además, los fuertes vientos de la isla le han dificultado la tarea a los bomberos, quienes hace dos días combaten las llamas y buscan la seguridad de los residentes.

Las autoridades han estimado preliminarmente que sólo en Córcega hay 1.800 hectáreas quemadas, 865 en el sur de Vaucluse, cerca de Mirabeau, 1.350 en Var, 500 en La Croix-Valmer y 850 en Artigues, todas ubicadas al sureste de ese país.

Según el último parte de los bomberos de Var la superficie afectada por este nuevo incendio supera las 800 hectáreas. Más de 540 bomberos se encuentran luchando contra las llamas, junto con cuatro aviones antincendios Tracker y un helicóptero de rescate Dragon 83.

Más de 2.000 bomberos se han movilizado para atender la emergencia, y se ha recibido la ayuda de Italia para controlarlo. En la tarde del martes, la mayoría de los incendios se encontraban controlados, pero el nuevo incendio en Var han renovado los esfuerzos y las preocupaciones. Una veintena de bomberos y policías han resultado heridos o intoxicados por el humo.

“La inversión necesaria para la compra de material ha disminuido un 25% en los últimos cinco años. El número de parques de bomberos así como el personal voluntario profesional está disminuyendo también”, según declaró el presidente de la Federación Nacional de Bomberos de Francia, Éric Faure.

Las instituciones pertinentes han denunciado falta de medios para enfrentar los incendios, pero el ministro del interior, Gérard Collomb, desmintió las quejas. El incendio no se debe a una escasez en el número de aviones, sino al hecho de que el fuego vino en un momento donde podíamos luchar con los medios necesarios para hacer frente a la tragedia que ha tomado una amplitud considerable”, aseguró.

De igual manera, Italia prestó un avión a Córcega. Por lo que, en total 19 aviones, entre ellos 10 aviones cisterna Canadair, siete Tracker y dos Dash, se han movilizado.

En Var, la situación continúa siendo complicada, dado que los fuertes vientos han complicado la situación. En la zona hay otros tres incendios activos, aunque dos de ellos ya están controlados. Sin embargo, debido a la gravedad de las llamas, varías carreteras han sido cerradas por el peligro que representa.

La zona continúa con gran peligro, debido a que se esperan rachas de hasta 90 kms/h, junto con escases de lluvias y altas temperaturas.

Una catástrofe ecológica

Aunque los bomberos lograron evacuar a más de 10 mil personas, no se ha podido evitar que el fuego arrase con miles de hectáreas forestales, que incluyen protegidas como el Parque Nacional de Port-Cros o en La Croix Valmer.

En la Croix Valmer, René Carandante, adjunto del alcalde, afirmó que las llamas provocaron una “verdadera catástrofe ecológica”. Por su parten, en el municipio de Carros, el alcalde Charles Scibetta describe “un paisaje lunar”, luego de que se quemaran 80 hectáreas.

El Conservatorio del Litoral estima una “catástrofe mayor” y asegura que tienen dudas de la supervivencia de la tortuga terrestre Hermann y del lagarto verde.

“Acabábamos de celebrar diez años sin incendios mayores y ha habido un trabajo enorme en términos de reconquista natural y canalización de la frecuentación para evitar la divagación de los caminantes”, declaró François Fouchier, delegado regional del Conservatorio del Litoral.

Por el momento, la causa de los incendios permanece desconocida, pero los bomberos aseguran que hay dos efectos que han contribuido: la sequía anual y unas condiciones de viento poco favorables. De esta forma, hizo un llamado a la ciudadanía a “tener en cuenta que en el Mediterráneo, en Provenza, en Córcega, hay que tener una actitud ciudadana: no hacer fuego, no fumar, no hacer barbacoas, no hacer obras en los bosques”.