13 muertos por derrumbe en vía Túquerres -Tumaco

22 de enero del 2018

El deslizamiento se dio en el sector de la nariz del diablo.

Derrumbe

Cortesía: Movilidad - Valle y Cauca

Un derrumbe en la vía que comunica a Túquerres con Tumaco causó la muerte de 13 personas en la noche del domingo 21 de enero, quienes se trasladaban por esta carretera al interior de un vehículo de transporte público. La tragedia sucedió a la altura del municipio de Mallama, en el sector conocido como la nariz del diablo.

El vehículo que resultó destrozado por culpa del alud de tierra pertenecía a la empresa Supertaxis del sur, había salido desde Tumaco a las nueve de la mañana. Tenía una capacidad de 16 pasajeros, de los cuales 13 perdieron la vida, entre ellos su conductor, Óscar Vallejo.

Hasta el momento se desconoce la identidad de los fallecidos, pero las autoridades aseguran que las entidades encargadas de la identificación de las víctimas adelantan en este momento labores, y se espera un reporte al respecto en las próximas horas.

A esta hora se realizan labores de rescate en cabeza del Cuerpo de Bomberos, Defensa Civil y la Cruz Roja de los municipios de Ricaurte, Mallama Ipiales y Tuquerres, con el fin de atender otros posibles afectados por el fenómeno natural, así como para habilitar de nuevo la vía para que los viajeros puedan trasladarse por este corredor,

Tras el derrumbe, el Instituto Nacional de Vías (Invías), llevó maquinaria de carga al sector para remover cerca de 4.500 metros cúbicos de tierra y piedra que se desprendió de una montaña.

Las labores de eliminación de escombros se llevarán a cabo hasta el día martes, dependiendo de las condiciones climáticas, que hasta el momento no han detenido los trabajos, pero sí ha hecho que se retracen. En estos momentos se encuentra un carril habilitado.

Además, el Invías adelanta una inspección e terreno en la parte alta de la montaña. Esto con el fin de evitar futuros derrumbes por culpa de la inestabilidad del suelo debido a las fuertes lluvias.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO