87 personas muertas en protestas en Sudán

28 de julio del 2019

La oposición sudanesa rechazó el reporte del comité

87 personas muertas en protestas en Sudán

Un comité de investigación sudanés confirmó la cifra de 87 personas muertas tras la disolución violenta una manifestación ocurrida el pasado 3 de junio, cerca de los cuarteles generales del Ejército en Jartum, capital de Sudán.

Durante una rueda de prensa en la capital sudanesa, el director del comité que realizó el informe oficial, Fath al-Rahman Saeed, aseguró que el Consejo de Transición Militar (TMC), el órgano que actualmente gobierna el país, no ordenó la dispersión del campamento durante la protesta.

“El comité de seguridad del TMC solo dio la orden de despejar el área de los forajidos, pero nunca ordenó la dispersión de la huelga en sí misma”, explicó Saeed.

Sin embargo, prosiguió el director del comité, nueve oficiales de alto rango, incluidos dos generales de las Fuerzas de Apoyo Rápido (RSF) violaron estas órdenes.

“Una fuerza liderada por un general mayor de las RSF atacó civiles con gas lacrimógeno y munición real, lo que causó la muerte y heridas de los manifestantes”.

La huelga a las afueras de los cuarteles generales del Ejército fue un punto clave en las protestas que exigen la entrega del poder del TMC a una administración civil.

La oposición sudanesa rechazó el reporte del comité:

Por su parte, la Asociación de Profesionales Sudaneses (SPA) rechazó dicho reporte, argumentando que la cifra de muertos fue mucho más alta.

Ismail Altaj, portavoz del SPA, dijo en una conferencia de prensa poco después de conocerse el reporte, que el comité de investigación busca exonerar al TMC con los datos que fueron presentados. “Este reporte ha impactado al pueblo sudanés y a las comunidades regionales e internacionales y comprobó que necesitamos reformar todo el sistema de justicia en el país”, afirmó Altaj.

Un grupo de médicos afiliados a la oposición había reportado previamente que en realidad fueron 127 las personas que murieron durante la dispersión de la huelga.

Desde el 11 de abril, Sudán ha vivido una agitación constante, cuando el establecimiento militar del país anunció la “remoción” del presidente Omar Al Bashir después de meses de manifestaciones en todo el país.

El jefe del TMC, Abdel Fattah Al-Burhan, anunció que se llevarían a cabo elecciones en un periodo de nueve meses para solucionar la crisis que se ha generado desde que Al-Bashir fue derrocado.

Sin embargo, los manifestantes siguen exigiendo en las calles que el TMC renuncie al poder y se lo entregue a una autoridad civil democrática lo más pronto posible.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO