Alcaldes no podrán negar espacios a campañas políticas

2 de marzo del 2018

Parte de tranquilidad para las votaciones del 11 de marzo.

campaña

El ministro del Intrerior, Guillermo Rivera, terminó la Comisión de Seguimiento Electoral por la mayoría de departamentos del país y dio un parte de tranquilidad para las elecciones del próximo 11 de marzo. Destacó que “por primera vez, no habrá traslados de puestos de votación de las zonas rurales a las urbanas”.

En el hermano país de Venezuela, los puestos de votación funcionarán única y exclusivamente en las sedes consulares para garantizar la seguridad de las votaciones. También aseguró que habrá ley seca durante los comicios, desde las seis de la tarde del sábado anterior y hasta el lunes a las seis de la mañana.

“Una vez pasen las elecciones del 11 de marzo vamos a convocar a todos los alcaldes del país para que exista total claridad de hasta donde alcanzan las competencias de los alcaldes para prohibir eventos de proselitismo por lo que ocurrió en Medellín y está ocurriendo en Cúcuta”, aseguró el jefe de la cartera ministerial.

En la evaluación se concluyó que algunos alcaldes confunden las aglomeraciones prohibidas en el Código de Policía con el derecho a expresar y escuchar las propuestas de los candidatos políticos. Según el ministerio del Interior, esos eventos públicos de campaña no pueden ser negados o prohibidos a ningún candidato.

“Los de carácter electoral son eventos en los que están en juego derechos fundamentales como a elegir y ser elegido”, concluyó Rivera.También expresó preocupación por la situación de Cúcuta donde el Alcalde César Rojas le prohibió armar una tarima para el discurso de campaña a Gustavo Petro. De igual forma, llamó la atención sobre los hechos que ocurrieron en Popayán, donde se presentaron disturbios por un acto de campaña al que asistía el senador Álvaro Uribe Velez.

Esta tarde grupos de seguidores y opositores acompañaron a Uribe en su campaña en la capital del Cauca. Pero los disturbios empezaron luego de la presentación del expresidente y la Policía y el Ejército tuvieron que intervenir para disipar a los grupos que llegaron a rechazar la presentación.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO