Bachelet condena la violencia y urge al diálogo en Venezuela

25 de enero del 2019

La Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas (ONU), Michelle Bachelet, condenó la violencia provocada por la crisis en Venezuela e instó a las partes a entablar un diálogo. Bachelet “condenó y llamó a una investigación eficaz de la violencia que ha provocado varios muertos y heridos durante las protestas […]

Bachelet condena la violencia y urge al diálogo en Venezuela

La Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas (ONU), Michelle Bachelet, condenó la violencia provocada por la crisis en Venezuela e instó a las partes a entablar un diálogo.

Bachelet “condenó y llamó a una investigación eficaz de la violencia que ha provocado varios muertos y heridos durante las protestas de esta semana en Venezuela”.

“Instó a todas las partes a realizar negociaciones inmediatas para reducir la tensión, cada vez más incendiaria”, dice el texto.

Según la ONU, que cita “creíbles fuentes locales”, al menos 20 personas murieron “por los disparos de las fuerzas de seguridad o miembros de grupos armados progubernamentales” en las manifestaciones del 22 y 23 de enero, mientras que muchas otras resultaron heridas por balas, perdigones y balas de goma.

“Cualquier incidente violento que provoque la muerte o lesiones debe estar sujeto a una investigación independiente e imparcial para averiguar si las autoridades recurrieron a un uso excesivo de la fuerza o si fueron cometidos delitos por los miembros de grupos armados, sean progubernamentales o no”, dijo Bachelet.

También, de acuerdo con los datos de Bachelet, hubo detenciones de manifestantes a gran escala, más de 350 en total, incluidas 320 solo el día 23.

La comisionada llamó a las fuerzas de seguridad venezolanas a “actuar con moderación y respetar el derecho fundamental de todos a reunirse pacíficamente y a la libertad de expresión”.

El 23 de enero, el presidente de la Asamblea Nacional (parlamento unicameral, de mayoría opositora) de Venezuela, Juan Guaidó, se proclamó “presidente encargado” del país.

El jefe del Estado venezolano, Nicolás Maduro, quien asumió el segundo mandato el 10 de enero, calificó la declaración de Guaidó como un intento de golpe de Estado y responsabilizó a EEUU de haberlo orquestado.

En el continente americano, hasta el momento EEUU, Ecuador y 11 países del Grupo de Lima –Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Honduras, Panamá, Paraguay y Perú– reconocieron a Guaidó como presidente interino.

México y Uruguay dijeron que el Gobierno está aún en manos de Maduro pero instaron a hallar una salida pacífica a la crisis, mientras que los líderes de Bolivia, Cuba y El Salvador expresaron su respaldo al presidente bolivariano.

A nivel internacional, Rusia, China, Irán y Turquía entre otros manifestaron su apoyo al Gobierno venezolano.

La Unión Europea llamó a iniciar un proceso político con elecciones libres.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO