Capturan al alcalde de Nechí, Miguel Enrique Franco

21 de julio del 2019

Hace tres meses no se conocía del paradero del alcalde ya condenado

Miguel Enrique Franco, alcalde, captura, Antioquia

El alcalde del municipio de Nechí, ubicado en el Bajo Cauca antioqueño, era prófugo de la justicia y este domingo fue ubicado y capturado gracias a un trabajo en conjunto del CTI de la Fiscalía con el Ejército Nacional.

Durante tres meses Miguel Enrique Franco logró escabullirse de las autoridades que finalmente lo encontraron en la vereda Trinidad de ese municipio.

La noticia la confirmó la secretaria de Gobierno de Antioquia, Victoria Eugenia Ramírez quien explicó que “el alcalde fue trasladado a Caucasia y en este momento se encuentra allí para la diligencia de legalización de captura”.

Hace unas semanas la Gobernación de Antioquia había ofrecido una recompensa de 20 millones de pesos a quien diera información de su paradero, pues llevaba prófugo de las autoridades desde hacía tres meses producto de la emisión de la orden de captura en cita, y a través de constantes incapacidades médicas, seguía devengado su salario como alcalde de Nechí.

En su momento funcionarios de entidad regional afirmaron que no podían entrar a nombrar el reemplazo de Franco porque el mandatario no se ha reintegrado al cargo por lo que no se configura vacancia temporal ni definitiva.

La captura corresponde a la orden emitida por la Corte Suprema de Justicia que el pasado 23 de marzo le dictó condena de cinco años de prisión a Miguel Enrique Franco por el nombramiento irregular de una funcionaria durante su primera administración (2008-2011).

En su periodo como alcalde 2008-2011, expidió resolución 001 del 2 de enero de 2008, mediante la cual modificó el manual específico de funciones y requisitos contenidos en el Decreto municipal 011 de 2004, en el sentido de eliminar el requisito de estudios mínimos exigidos para fungir como Secretario de despacho.

Lo anterior, con el fin de dar apariencia de legalidad al nombramiento de la señora Eberilda Lizeth Osorio Martínez, como Secretaria de Hacienda y Tesorera de Nechí, careciendo de los estudios mínimos y requisitos para el cargo.

Además los líos del mandatario local van más allá, pues en el año 2017 fue capturado en dos ocasiones por presuntas irregularidades en la ejecución de un contrato para el mejoramiento de un dique destinado a contener las inundaciones en Nechí.

En esa oportunidad fue el Juzgado 24 Penal Municipal de Medellín, con funciones de control de garantías, el encargado de mandarlo a la cárcel, pero la investigación en esa ocasión no prosperó y terminó recuperando su libertad.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO