Carlos Mattos se presenta ante justicia española

2 de junio del 2018

El empresario Carlos Mattos se acercó a las autoridades españolas con el fin de ponerse a disposición de la justicia, según informó la prensa de ese país. Esto luego de que la Fiscalía General de la Nación emitiera una orden de captura en su contra. Mattos, quien fue representante de la marca Hyundai en Colombia […]

Hyundai

El empresario Carlos Mattos se acercó a las autoridades españolas con el fin de ponerse a disposición de la justicia, según informó la prensa de ese país. Esto luego de que la Fiscalía General de la Nación emitiera una orden de captura en su contra.

Mattos, quien fue representante de la marca Hyundai en Colombia hasta hace dos años, llegó hasta un notario en la ciudad de Madrid, donde manifestó su deseo de colaborar con la justicia.

Al empresario se le investiga por una supuesta manipulación judicial con el fin de favorecer a su compañía (Hyundai Colombia Automotriz S.A) en el pleito legal que adelantaba con el fin de quedarse con la representación de la marca surcoreana en el país.

El empresario colombiano se encuentra en el pleito desde que en el año 2015 Hyundai Motors le quitó la representación en el país, la cual ostentaba desde 1992, con una inversión superior a 500 millones de dólares, 58 concesionarios y 75 vitrinas en diferentes partes del territorio nacional.

Se le señala de haber interferido en el proceso judicial, con lo que habría logrado que se tomaran decisiones que lo beneficiaran económicamente. Por estas acciones la Fiscalía emitió orden de captura, con la que busca llevarlo a una audiencia para que sea imputado por los delitos de cohecho, acceso abusivo a sistema informático agravado, daño informático agravado y utilización ilícita de equipos transmisores o receptores.

Pero Mattos no es el único implicado en el escándalo. De hecho, en total son siete las personas que en este momento se encuentran capturados por interferir en el proceso.

Se trata del ingeniero Wilmer Andrey Patiño Rodríguez; el empleado del soporte técnico, Wilmer Casas Mendoza; el coordinador de la Dirección Ejecutiva de Bogotá y Cundinamarca, Ramón Orlando Ramírez Fuentes; Edwin Fabián Macías, quien habría entregado las coimas; el funcionario del Centro de Servicios Judiciales de la Rama Judicial en Bogotá, Edwin Enrique Angulo Martínez, quien aceptó los cargos de concusión; Carlos Arturo Gómez y Luis David Durán.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO