Colombia va “nadar en cocaína”: Procuraduría

Colombia va “nadar en cocaína”: Procuraduría

3 de julio del 2015

La Procuraduría General de la Nación, después de conocer el ‘Informe de monitoreo de cultivos de coca en Colombia’ presentado por la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), señaló que Colombia va “nadar en cocaína” si no se toman los correctivos necesarios.

El Ministerio Público, que lidera Alejandro Ordóñez, reseñó que el informe denuncia que los cultivos de coca en Colombia crecieron en el término de un año (2013 a 2014) en un 44%. En total, 21.000 hectáreas más. Dicha información se aproxima a la revelada por el Departamento de Estado de los Estados Unidos, que indica que el crecimiento de los cultivos de coca en el mismo periodo fue de un 39%, con la diferencia que este registra un crecimiento de 31.500 hectáreas.

Para la procuraduría “este alarmante crecimiento es consecuencia de que el Gobierno Nacional desmontó subrepticiamente la lucha contra el narcotráfico en lo relativo a cultivos ilícitos. Como lo ha venido advirtiendo desde 2014 la Procuraduría, el desmonte de la erradicación manual, el debilitamiento de la política de sustitución de cultivos y, ahora, la prohibición de asperjar de glifosato los cultivos de coca, van a llevar al país a ‘nadar en cocaína’, con las graves consecuencias sociales que ello acarrea.”

En un comuniciado de prensa la procuraduría manifestó su preocupación debido a que “el crecimiento inusitado de los cultivos de coca va a fortalecer a los grupos narcotraficantes FARC, ELN y Bacrim, mientras se deteriora cada vez más la seguridad en nuestras ciudades y municipios. Esas organizaciones criminales recaudarán más millones de dólares producto de la actividad del narcotráfico para continuar en su espiral de violencia. La actual escalada terrorista que sufren los colombianos civiles, militares, policiales y la infraestructura de la Nación, también tiene que ver con el hecho de que las FARC y el ELN cuentan con más recursos económicos producto del aumento de cultivos de coca.”

Además, el Ministerio Público recordó que “el Gobierno Nacional señaló en mayo pasado que un mes después de que se tomara la decisión de prohibir la aspersión de glifosato, se contaría con un ‘Plan integral contra el narcotráfico’ que permitiría erradicar los cultivos ilícitos. Hasta la fecha no se conoce dicho plan de acción.
La Procuraduría exhorta a las autoridades responsables a que adopten y hagan público dicho plan”.

Por último, el despacho de Ordóñez dice que “cumplir a la guerrilla de las FARC la exigencia de suspender la aspersión de glifosato en los cultivos de coca no se puede hacer a costa de la seguridad de los colombianos, de la vida de civiles y de militares, ni de la protección de los recursos naturales”.