Corte Suprema de Justicia niega libertad a Santiago Uribe

Corte Suprema de Justicia niega libertad a Santiago Uribe

18 de octubre del 2017

La Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia negó la tutela con la que Santiago Uribe Vélez, procesado por la conformación del grupo paramilitar de ‘Los 12 Apóstoles’, en el norte de Antioquia, pretendía quedar en libertad.

La tutela fue presentada por el abogado defensor Jaime Granados, bajo el argumento de que según la Ley 1786 de 2016, que establece que la detención preventiva no puede extenderse más de un año, Uribe Vélez debía salir de la cárcel porque ya había cumplido el tiempo máximo para estar privado de su libertad.

Sin embargo, la Corte desestimó el argumento y estableció jurisprudencia sobre cómo debe ser el procedimiento de solicitudes de libertad por vencimiento de términos bajo la Ley 600 (Código de Procedimiento Penal)

Santiago Uribe Vélez fue llamado a juicio por los delitos de concierto para delinquir agravado y homicidio agravado, por la conformación del grupo paramilitar ‘Los 12 Apóstoles’ y por su presunta participación en la muerte de un conductor de un bus escalera, identificado como Camilo Barrientos Durán,  el 25 de febrero de 1994, en Yarumal. 

El pasado 13 de octubre, de hecho, se realizó la audiencia preliminar en su contra, en la que el ente investigador presentó 26 pruebas que demuestran el vínculo de Uribe con el grupo ilegal y en la misma diligencia la defensa aportó 86 pruebas sobre la inocencia del hermano del expresidente Álvaro Uribe Vélez.

La audiencia en su contra se reanudará el próximo 27 de octubre, día en que se conocerá la decisión del Tribunal Superior de Antioquia frente a la apelación que hizo la defensa ante la negativa de aceptar 90% de sus pruebas.

Santiago Uribe está detenido en el batallón militar Juan del Corral de Rionegro, Oriente de Antioquia, desde el 2016

Los 12 Apóstoles

Este fue un grupo paramilitar que surgió en la década de los noventa y que operaba en el norte de Antioquia, en municipios como Yarumal, Campamento y Santa Rosa de Osos.

A esta organización ilegal se les sindica de ser los autores de la masacre de Campamento que ocurrió en junio de 1990, en la que fueron asesinadas seis personas de la misma familia y un niño de ocho años y un bebé recién nacido sobrevivieron. También se les sindica de la masacre del Aro en 1997 que le costó la vida a 15 personas.