Uribistas le responden al New York Times

Uribistas le responden al New York Times

16 de octubre del 2016

El pasado 14 de octubre el diario norteamericano New York Times dedicó su editorial al actual senador y expresidente de la República Álvaro Uribe Vélez, acusándolo de ser el responsable de “bloquear la paz en Colombia”. Como era de esperar, el Centro Democrático no tardó en dar su respuesta.

Lea también: Álvaro Uribe divide a la prensa de Estados Unidos

“Sus afirmaciones constituyen una ofensa para los millones de colombianos que nos opusimos a un acuerdo que daba impunidad total a los autores de delitos de lesa humanidad, los premiaba con participación política y curules directas en el Congreso, dejaba en alto riesgo la economía y la inversión privada en el país y sustituía la Constitución”, afirma el partido en un comunicado.

Además: Donald Trump caza pelea con Carlos Slim y New York Times

Las afirmaciones a las que hacen referencia fueron publicadas en un editorial del diario llamado ‘The Man Blocking Peace in Colombia’, y son de alto calibre como las siguientes: “No es demasiado tarde para Uribe, quien mantiene su popularidad entre los colombianos, para empezar a comportarse como un hombre de Estado y no como un aguafiestas”.

Además, el NY Times agregó que “los votantes colombianos rechazaron, por un margen muy estrecho, este acuerdo en un plebiscito a inicios de octubre, muchos de ellos bajo la influencia de una campaña excesiva y engañosa dirigida por Uribe”.

“El volver al combate —lo cual no puede descartarse— podría ser catastrófico. Si eso pasara, Álvaro Uribe sería a quien tendríamos que culpar”, concluye el texto.

Ante esto, los líderes del Centro Democrático como el senador Ernesto Macías afirmaron que esto se debe a una “campaña de desinformación en el exterior” inicada por el gobierno con el fin de mostrar a los partidarios del No como enemigos de la paz.

Macías afirmó que este tipo de reacciónes son muestra de la labor que hace el embajador de Colombia en Estados Unidos Juan Carlos Pinzón: “Se puede ver la mano del embajador Pinzón en este episodio. No se le ha conocido una gestión distinta al embajador más allá de este editorial”.