Río Tibú contaminado por atentado a oleoducto

16 de abril del 2019

En el municipio fue suspendido el suministro de agua.

Río Tibú contaminado por atentado a oleoducto

Foto: Twitter/@CORPONOR

Una vez más una ruptura en el oleoducto Caño Limón Coveñas, causada por un atentado, genera una gran emergencia ambiental. Dos afluentes hídricos al nororiente del país, muestran presencia de crudo luego de que este elemento sobrepasara las barreras donde estaba ubicado. En el municipio de Tibú (Norte de Santander) fue suspendido el servicio de agua.

Luego del atentado ocurrido en la vereda Guachimán del mismo municipio, Ecopetrol anunció que había activado los protocolos habituales de seguridad que se efectúan durante este tipo de emergencias y varias autoridades locales también tomaron acciones para controlar el crudo y evitar una mayor contaminación. Una de las principales medidas fue la ubicación de barreras de contención para evitar que el derrame avanzara por el río.

No obstante, la Corporación Autónoma Regional de la Frontera Nororiental (Corponor) confirmó que las fuertes lluvias que se dieron en la zona este lunes 17 de abril, causaron el rompimiento de una de esas barreras que estaban reteniendo el crudo, por lo que este llegó a los ríos Tibú y Tibucito.

La entidad encargada de suministrar los servicios públicos de acueducto y alcantarillado en la zona, Empresas Municipales de Tibú (Emtibú), cerró la captación de agua que está instalada en la bocatoma del río por prevención. Por este motivo, quedó suspendido el servicio de agua potable en el municipio.

La indicación de Emtibú para los afectados es a hacer “uso racional del agua potable que en estos momentos tienen almacenada en sus viviendas”, pues no se sabe con certeza cuándo se restablecerá el servicio.

Corpocor contó que “se espera una vez se supere esta situación, se realice la contención y retiro del crudo de los cuerpos de agua, incluyendo el río Tibú y se hagan las limpiezas necesarias”.

En los últimos días se han presentado dos ataques en contra del ducto transportador de petróleo perteneciente a la estatal colombiana. La empresa recomendó a los habitantes de las zonas impactadas por el derrame tener prevención en el consumo de agua y rechazó estos atentados.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO