¿Cuánto vale dormir una noche bajo un puente en Bogotá?

¿Cuánto vale dormir una noche bajo un puente en Bogotá?

12 de Abril del 2016

Con los colchones y los muebles viejos que los ciudadanos botan, los habitantes de calle arman sus cambuches bajo los puentes de la ciudad.

Lea también: Este es el plato típico del Bronx de Bogotá.

Por estos lugares, que se han convertido foco de delincuencia y consumo de drogas, los ciudadanos temen pasar. Allí se pueden encontrar más o menos de 3 a 10 personas.

Lea aquí: De narco a pordiosero.

Según lo dio a conocer  la subdirectora para la adultez de la Secretaría de Integración Social, Miriam Cantor, los habitantes de calle que se apoderaban del entorno le cobraban la dormida a otros habitantes. La funcionaria dijo que para poder dormir en una silla destartalada, en una colchoneta rota o con una cobija vieja se cobraban entre 500 y 2000 pesos entre ellos, así lo indicó Caracol Radio.

Cantor, que lidera un proyecto social para sacar a los habitantes de la calle de debajo de los puentes, invitó a la ciudadanía no botar los muebles o elementos que las personas que viven en la calle pueden utilizar para armar dormitorios clandestinos.

La Alcaldía de la capital ha indicado que estos cambuches se han instalado principalmente en el centro y occidente de la ciudad, dijo Caracol Radio.

El proyecto de la Secretaría de Integración Social para alejar a los habitantes de calle de debajo de los puentes se llama ‘Adopta Un Puente’ y tiene como objetivo recuperar estos espacios que habitualmente permanecen con basuras, cambuches, rayones y excrementos.

“Esta campaña es apoyada por los habitantes de calle que están en proceso de recuperación. Con este equipo denominado Cuidadores de la Ciudad hacemos dos veces a la semana jornadas de aseo y recuperación del espacio público; el proyecto inició con 16 personas y hoy ya contamos con el apoyo de 100” indicó Miriam Cantor, subdirectora para la adultez del la Secretaría de Integración Social.

“Estamos haciendo una labor bonita de recuperación de los puentes y calles, con estas actividades no solo embellecemos la ciudad sino que nos ha ayudado a cambiar nuestra forma de vivir” afirmó Ricardo Andrés Echevarría ex habitante de calle.

El puente de la carrera 50 con Américas es el primer puente vehicular sin cambuches, ni basuras que entregan los habitantes de calle en recuperación.