Edificio de Medellín será demolido la otra semana

8 de junio del 2018

El próximo jueves 14 de junio a las 10 de la mañana será derribado el edificio Barnavento, según se dio a conocer por parte del Departamento Administrativo de Gestión del Riesgo. Esto con motivo de las fallas estructurales de la edificación, ubicada en el sector La Loma de los Bernal, en el occidente de la […]

Bernavento

El próximo jueves 14 de junio a las 10 de la mañana será derribado el edificio Barnavento, según se dio a conocer por parte del Departamento Administrativo de Gestión del Riesgo. Esto con motivo de las fallas estructurales de la edificación, ubicada en el sector La Loma de los Bernal, en el occidente de la ciudad de Medellín.

Para ello serealizará una implosión a los últimos de 16 de los 18 pisos del edificio, dejando en pie a los dos primeros, con el fin de que estos sirvaan para contener los escombros.

Cabe recordar que la Alcaldía de Medellín, luego de una nueva sesión extraordinaria del Consejo Municipal de Gestión del Riesgo de Desastres el pasado mes de abril, declaró la calamidad pública ante la posibilidad del colapso de la unidad residencial , que venía presentando problemas severos en su estructura.

La calamidad fue declarada por el director del DAGRD, Camilo Zapata, quien señaló, entre otras cosas, que el Área Metropolitana le solicitó a la Universidad de los Andes realizar un estudio detallado para conocer qué será del futuro de la edificación y determinar qué decisiones tomar.

En junio de 2016, de manera voluntaria, los habitantes de la urbanización Bernavento, al occidente de Medellín, tomaron la decisión de abandonar su propiedad debido a unos problemas estructurales y a la caída de algunos fragmentos de la fachada, lo que generó zozobra en los habitantes de la unidad.

Desde la fecha se ha venido trabajando en la mejora de la estructura, pero los problemas en este momento han alcanzado los límites más peligrosos. El alcalde Federico Gutiérrez Zuluaga informó que Bernavento presentó un daño estructural en una de sus columnas y, por segunda vez, los habitantes de la unidad residencial Bernalejas y 54 adultos mayores de un hogar geriátrico aledaño tuvieron que abandonar sus hogares por un posible desplome de la estructura que presenta fallas desde 2015.

La administración recomendó a las personas que habitan a 100 metros a la redonda protejan las piscinas para evitar afectación por polvo. De igual forma pidió que se cerraran ventanas y puertas en los balcones de los edificios aledaños.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO