Ejército había advertido riesgos a organización de Rally Aventura

5 de noviembre del 2013

La Novena Brigada de las Fuerzas Militares les dijo en una comunicación que tras avisarles, las autoridades “se exoneran” de toda responsabilidad.

Ejercito Nacional, kienyke

El comando de la Novena Brigada del Ejército Nacional y el Comando de Policía Metropolitana de Huila había avisado a los organizadores y participantes del Rally Aventura sobre “el riesgo inminente” que corrían si cumplían la actividad el primero de noviembre, según una carta del ejército divulgada hoy por La F.M.

La advertencia del ejército evalúa la situación de orden público en la ruta Neiva – Balsillas –Guayabal, que fue planteada por la organización del Rally. “El área de recorrido seleccionada para efectuar el rally  aventura atraviesa el área base de la columna móvil Teófilo Forero Castro, de la ONT-FARC”, advierten los uniformados.

“Las condiciones atmosféricas, dificultan en parte la realización de nuestras operaciones, llegando al caso de interrumpir algunas  veces nuestras líneas de comunicaciones, los apoyos aéreos son limitados y en algunos casos restringidos”, informan.

En otra advertencia, la Novena Brigada reconoce la jurisdicción dentro de 73 de los 297 kilómetros de extensión que propusieron los organizadores. “Las condiciones del terreno son totalmente desventajosas para brindar una seguridad de punto, la mayor parte de la vía se encuentra encajonada, ubicándose paralela al cauce del rio balsillas y e rio pato, lo que nos obligaría en tener tropa tanto en la parte baja, como en la parte alta de las estribaciones de la cordillera oriental”, añade.

Finalmente, las autoridades salvan su responsabilidad. “…teniendo en cuenta que a pesar de  habérseles informado sobre el  riesgo inminente  que corren, éste Comando se exonera de  toda responsabilidad en el evento de que sucedan hechos que atenten contra la libertad  e integridad  del  grupo que conforman  el Rally Aventura- Caño Cristales asumiendo toda la  responsabilidad  los  organizadores y  participantes del evento”.

Por esta presunta desobediencia las Farc retuvieron por un corto periodo a unas 200 personas que participaban en la caravana con más de cien vehículos en carreteras de San Vicente del Caguán. Los participantes fueron dejados en libertad luego de ser extorsionados con dinero por cada vehículo.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO