El popó podría ser una poderosa fuente de energía mundial

El popó podría ser una poderosa fuente de energía mundial

5 de Noviembre del 2015

Un informe presentado por la ONU  y el Instituto del Agua, Medio Ambiente y Salud expone una curiosa teoría que podría hacer frente a graves problemas energéticos que enfrentan varios países.

Lea también: ¡Hemos hecho popó mal toda la vida!

El informe titulado ‘Valorando los desechos humanos como un recurso de energía’, sugiere que cada vez que bajamos la cisterna, estamos desperdiciando un potencial energético gigantesco “que podría iluminar más de 138 millones de hogares en Indonesia, Brasil y Ethiopia”.

También le puede interesar:  Él no se baña hace 60 años

“El biogas obtenido a partir de desechos humanos de una manera segura, bajo circunstancias controladas y utilizando tecnologías innovadoras, es una potencial fuente de energía”, señala dicho informe.

El biogas rico en metano, generado por la descomposición bacteriana de las heces en un ambiente libre de oxígeno, tendría un valor de más de 9,500 millones de dólares. Pero eso no es todo. Los residuos secos y carbonizados serían una fuente de energía similar a la del carbón, escriben los autores del estudio.

Estos residuos podrían producir unos 2 millones de toneladas de combustible que funcionarían como carbón, lo que podría frenar la destrucción de los árboles, informó CNN en español. Los autores del informe también calculan que el manejo universal de esos desechos podrían traer beneficios para la salud y medio ambiente a nivel mundial.

“En vez de tratar nuestros residuos de manera controlada, podemos utilizarlos en varias circunstancias para tener financiamiento innovador y sostenible para el desarrollo, mientras protegemos la salud y mejoramos nuestro medio ambiente en el proceso”, dice el reporte de la ONU.

La ONU estima que 2.400 millones de personas no tienen acceso a instalaciones mejoradas de saneamiento y casi 1.000 millones de personas (60% de ellas de la India) no usan sanitarios, por lo que defecan en lugares abiertos.