Extraña bacteria causa muerte de dos hermanos en Cali

Extraña bacteria causa muerte de dos hermanos en Cali

3 de Marzo del 2016

El pasado martes los hermanos Camilo y Diana Catherine Valencia murieron tras presentar un cuadro infeccioso agudo. Dos días después las autoridades sanitarias no saben con precisión qué provocó la infección.

Pese a que la autopsia realizada por Medicina Legal a los cuerpos  de los hermanos Valencia sugiere que murieron por meningitis por meningococo, el secretario de Salud de Cali, Alexander Durán advirtió que aún no se puede decir con certeza que esa fue la causa de la muerte. Dengue hemorrágico o un Gillain-Barré, son las otras opciones.

Lea también: ¿Es el Zika un invento de laboratorio?

“El Instituto Nacional de Salud hace todas las pruebas que pueden determinar si existía una enfermedad previa que hizo que la meningitis fuera de una mayor letalidad o se verifica si hubo algún tipo de ingesta de elementos tóxicos”, explicó Durán.

El informe preliminar entregado por secretarías de Salud de Cali y el Instituto Nacional de Salud, sostiene que los Valencia murieron meningitis por meningococo. 

Además: El mundo mira a Turbo, el pueblo colombiano con más muertes por Guillain-Barré

Para confirmar esa hipótesis, según el Instituto Nacional de Salud,  tendrán que pasar dos días, tiempo en el cual se realizan las pruebas científicas correspondientes. Las dudas persiste. El tiempo de infección tiene pensando a las autoridades.

“Esto debido a que el tiempo de la infección fue tan corto  (de 72 horas en Camilo y de menos de 48 horas en Diana Catherine), cuando en una meningitis bacteriana por meningococo puede tener un período de hasta una semana de presencia de síntomas, antes de que la persona muera”, agregó Durán.

Según el funcionario, se investiga si fue en el lugar de trabajo de Camilo en donde adquirió la infección. “El joven trabajó los dos últimos días de vida en una bodega de reciclaje, donde se dice que eventualmente se encuentra material biológico como gasas y jeringas. Sin embargo, en la inspección que se hizo al lugar en Petecuy (por el jarillón del río Cauca) se determinó que no había presencia de desechos hospitalarios”, reseña El País de Cali.

Por su parte, Mayra García tía del joven fallecido señaló: “Lo llevamos para emergencias en una clínica y lo atendieron, pero cada vez se ponía peor, tenía unas manchas por el cuerpo”.

Diana, según sus familiares, padeció síntomas similares: fiebre, vómito y diarrea.

Pese a la alarma, las autoridades sanitarias advierten que no puede entenderse este caso como un gran problema de salud pública. De hecho, el año pasado en Cali murieron diez personas por meningitis bacteriana.

Según la Organización Mundial de la Salud, OMS, la meningitis por meningococo es “una infección bacteriana grave de las membranas que rodean el cerebro y la médula espinal”.

Según esa organización, el virus se se transmite de persona a persona a través de gotículas de las secreciones respiratorias o de la garganta. “La propagación de la enfermedad se ve facilitada por el contacto estrecho y prolongado (besos, estornudos, tos, dormitorios colectivos, vajillas y cubiertos compartidos) con una persona infectada. El periodo de incubación medio es de cuatro días, pero puede oscilar entre dos y diez días”.

Sobre los síntomas, la OMS indica que “los más frecuentes son rigidez de nuca, fiebre elevada, fotosensibilidad, confusión, cefalea y vómitos. Incluso cuando se diagnostica tempranamente y recibe tratamiento adecuado, un 5 a 10% de los pacientes fallece, generalmente en las primeras 24 a 48 horas tras la aparición de los síntomas.

La meningitis bacteriana puede producir daños cerebrales, sordera o discapacidad de aprendizaje en un 10 a 20% de los supervivientes. Una forma menos frecuente pero aún más grave de enfermedad meningocócica es la septicemia meningocócica, que se caracteriza por una erupción cutánea hemorrágica y colapso circulatorio rápido”.

Sobre los brotes que los familiares de Camilo Valencia observaron en él antes de morir, la OMS dice: “La meningitis meningocócica produce en todo el mundo pequeños conglomerados de casos y presenta variaciones estacionales que explican una proporción variable de las meningitis bacterianas epidémicas”.

Tratamiento

La enfermedad meningocócica puede ser mortal y debe considerarse siempre como una urgencia médica. Hay que ingresar al paciente en un hospital o centro de salud, aunque no es necesario aislarlo. El tratamiento antibiótico apropiado debe comenzar lo antes posible, de preferencia después de la punción lumbar, siempre que esta se pueda practicar inmediatamente. Se pueden utilizar diferentes antibióticos, como la penicilina, ampicilina, cloranfenicol y ceftriaxona. En condiciones epidémicas en zonas de África con escasos recursos o infraestructura sanitaria deficiente, el fármaco de elección es la ceftriaxona, dice la OMS.