Fallo de La Haya: Colombia pierde 40 % de su mar

14 de diciembre del 2019

Una de las noticias más importantes que dejó la década.

Fallo de La Haya: Colombia pierde 40 % de su mar

El 19 de noviembre de 2012 el Estado colombiano perdió un batalla legal internacional contra Nicaragua. La decisión de la Corte Internacional de Justicia, le arrebató al país un 40 % de mar, pero logró conservar los siete cayos de San Andrés.

Un pleito por el dominio marítimo en el Caribe que el país centroamericano había emprendido hace varios años y que terminó en esa decisión que no fue bien recibida en Colombia.

En ese momento el presidente Juan Manuel Santos aseguró: “La Corte, al trazar la línea de delimitación marítima, cometió errores graves que debo resaltar, y que nos afectan negativamente (…) Todo esto realmente son omisiones, errores, excesos, inconsistencias, que no podemos aceptar (…) No vamos a descartar ningún recurso o mecanismo que nos conceda el derecho internacional para defender nuestros derechos”.

Tomado de www.profesorenlinea.cl

La pelea prometía dar más, pues si bien Colombia se quedó con el control soberano sobre las aguas de las islas de San Andrés, Providencia, Santa Catalina, Alburqueque, Bajo Nuevo, Sureste, Quitasueño, Roncador, Serrana y Serranilla, perdía un espacio marítimo rico en zonas pesqueras y petrolíferas.

Los más afectados los habitantes de esas islas pues quedaron rodeados de un mar que le pertenece a Nicaragua, muchos de ellos basaban su economía en la pesca artesanal y ahora muchos han sido apresados por las autoridades de ese país.

Una problemática que continúa tras ocho años de la primera decisión. De hecho los 19 de noviembre de cada año los sanandresanos salen a marchar para exigirle al Gobierno Nacional nuevas oportunidades para la gente pues el mar que antes era suyo ahora le pertenece al país centroamericano.

El 16 de noviembre de 2017, la CIJ, aceptó dos demandas presentadas por Colombia a Nicaragua en este litigio. Según informó la Cancillería de la República, esta decisión significa que, por primera vez en 16 años de controversia, Colombia está pasando de demandado a demandante.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO