Francia prohibirá el uso de glifosato

Francia prohibirá el uso de glifosato

25 de septiembre del 2017

Luego de que la Comisión Europea se mostrara a favor de extender por diez años la licencia para que los países de la región hagan uso del glifosato, el gobierno francés afirmó que a partir del 2022 prohibirá el uso de este herbicida por ser una amenaza para la salud humana.

El portavoz del gobierno francés, Christophe Castaner, anunció que el ejecutivo prohibirá antes de que acabe su periodo de mandato, el uso de glifosato en cualquiera de sus formas, es decir las aspersiones aéreas y la rociadura directa por parte de los agricultores.

“El primer ministro (Edouard Philippe) decidió que este producto sea prohibido en Francia, al igual que todos los que se le parezcan y que amenazan la salud de los franceses, para cuando termine el quinquenio”, afirmó el portavoz del gobierno francés Cristophe Castaner en diálogo con medios de comunicación locales.

Las autoridades francesas soportan su decisión debido a la peligrosidad de este producto clasificado como “probable cancerígeno” por el Centro Internacional de Investigación sobre el cáncer, órgano de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El primer ministro además aseguró que Francia votará contra la extensión de la autorización de este producto fitosanitario durante 10 años, un periodo que considera “demasiado largo dadas las incertidumbres” que hay sobre el mismo. Esta postura ha creado malestar entre las organizaciones campesinas, que consideran que su país no puede actuar al margen de las disposiciones internacionales.

Asimismo, el gobierno francés pidió a los ministerios de Agricultura y de Transición Ecológica un plan para dejar de utilizar este herbicida en la agricultura”antes de fin de año”. La fumigación con glifosato de espacios abiertos al público está prohibida en Francia desde el 1 de enero  de 2017 y los particulares deberán dejar de usarlo a partir del 1 de enero de 2019.

Glifosato en Colombia

Actualmente las asperciones con glifosato en Colombia se encuentras prohibidas, lo que según las autoridades estadounidenses ha provocado el aumento de cultivos ilícitos y un crecimiento en el consumo de psicoactivas en los países receptores, calificando a Colombia como uno de los países que estaría incumpliendo los compromisos internacionales antidrogas.

Por su parte el gobierno colombiano se defiende afirmando que mientras no se tenga certeza total de que el herbicida no produce efectos adversos para la salud.