Las agresiones a periodistas en Colombia aumentaron un 15 % en 2014

9 de febrero del 2015

Un informe señala que “en la mayoría de los casos reina la impunidad”.

periodistas amenazados,kienyke

Un total de 146 profesionales de la comunicación sufrieron agresiones en Colombia durante 2014, lo que supone un incremento de casi el 15 % con respecto a 2013, según un informe publicado hoy por la Federación Colombiana de Periodistas (Fecolper).

El informe anual sobre Vulneraciones a la Libertad de Prensa y el Derecho a la Comunicación presentado hoy, Día del Periodista en Colombia, reveló que la principal agresión que sufrieron los comunicadores durante 2014 fueron las amenazas.

En total, 62 periodistas sufrieron este tipo de ataques, lo que supone el 42,5 % de los casos. Además, Fecolper registró 33 agresiones físicas o verbales (22,6% de las agresiones) y la obstrucción al ejercicio periodístico se dio en 22 situaciones (15,1%).

En 2014 se produjeron seis detenciones arbitrarias de periodistas, una situación particularmente delicada que ha sido denunciada por varias asociaciones profesionales y asociaciones que pugnan por la libertad de prensa.

Además, según los datos que arroja el informe, se cerraron dos medios de comunicación y un periodista fue asesinado.

El informe de Fecolper también destaca la situación de precariedad que viven los medios de comunicación alternativa y popular que sufren amenazas por parte de diferentes grupos armados.

“Muchas veces, las labores investigativas y periodísticas que se identifiquen como críticas o disidentes, son acusadas de vínculos con organizaciones guerrilleras o tildadas de terroristas”, añade el estudio.

La asociación también afirma que los señalamientos no solo provienen de organizaciones armadas ilegales sino también de la propia Fuerza Pública, “particularmente en las regiones en las que la intensidad del conflicto es más alta”.

El informe también recoge que el 34,2 % de las agresiones contra periodistas tienen un origen desconocido, mientras que el 21,2 % proceden de la Fuerza Pública, el mismo porcentaje de las que proceden de particulares.

Además, el 11 % de las agresiones proceden de funcionarios, el 6,8 % de bandas criminales nacidas tras la desmovilización de los grupos paramilitares y el 2,1 % de las diferentes guerrillas que operan en el país.

Los autores del informe también señalaron que “en la mayoría de los casos reina la impunidad, lo que se constituye en un motivo para que los enemigos de la verdad no cesen en su intención de acallar a los informadores”.

Fecolper destacó que el pasado 31 de diciembre la Justicia condenó a 39 años de prisión a Jorge Luis Alfonso López, hijo mayor de la empresaria del chance (un juego de azar) Enilse López, conocidad como “La gata”, por ser el autor intelectual del asesinato del periodista Rafael Enrique Prins Velásquez, ocurrido el 19 de febrero de 2005 en Magangué (Bolívar).

Prins había denunciado en el periódico que dirigía, Apocalipsis, la presunta relación en los negocios familiares de Jorge Luis Alfonso López con grupos armados al margen de la ley.

Esta condena fue la primera que ha emitido la Justicia en contra del autor intelectual del asesinato de un periodista en Colombia.

Por su parte, la Fundación para la Libertad de Prensa (Flip) también publicó un informe en el que señalan que durante este año se produjeron 131 agresiones directas contra la prensa en Colombia, lo que causó un total de 164 víctimas.

La Flip recordó que en 2014 se destapó el caso “Andrómeda”, una operación de la inteligencia del Ejército que realizaba seguimientos a los representantes del Gobierno en el Proceso de Paz.

Además, según recuerdan en un comunicado, se supo que en el marco de la operación se encontraban interceptados correos electrónicos de periodistas, entre otras personas.

Tanto la Flip como Fecolper destacaron que 2014 ha sido trascendental para Colombia por el desarrollo de las negociaciones de paz entre el Gobierno y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), así como la celebración de elecciones presidenciales. EFE

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO