Las confesiones de ‘La Madame’

20 de septiembre del 2018

Liliana Campos Puello, más conocida como ‘La Madame’, recluida en el centro penitenciario San Diego de Cartagena, no ha parado de defenderse tras ser capturada por explotación y turismo sexual en esas ciudad. La acusada dice que solo tenía una empresa de shows de entretenimiento en la que mujeres, mayores de edad y que no […]

La Madame

Liliana Campos Puello, más conocida como ‘La Madame’, recluida en el centro penitenciario San Diego de Cartagena, no ha parado de defenderse tras ser capturada por explotación y turismo sexual en esas ciudad. La acusada dice que solo tenía una empresa de shows de entretenimiento en la que mujeres, mayores de edad y que no fueran casadas, ofrecían servicios de ‘Dama de Compañía, entre otros, bajo su responsabilidad.

“Una niña me veía y me preguntaba que si podía ser parte de ese grupo, a las que les di la oportunidad siempre les dije que armaba los grupos con logística, casas, yates y transporte. La propina era voluntaria. No aceptaba menores de edad. Verificaba los documentos”, afirmó Campos.

Además, ‘La Madame’ dijo a los medios de comunicación que no era “una proxeneta” y que, por el contrario, sostenía una buena relación con las mujeres que trabajaban con ella: “Les decía que éramos amigas. No era una relación laboral y existe cariño entre ambas partes”.

“Nunca se práctico violación con menores ni abuso de drogas. Podría tener 30 casas aquí en Cartagena. No habían celulares para evitar fotos y videos que afectaran a las chicas o los clientes”, contó sobre cómo se llevaban a cabo las reuniones en la ciudad.

Campos quiso dejar claro que, “a pesar de que la quieran dejar toda la vida en la cárcel”, la prostitución no terminará en la capital del departamento de Bolívar ni en el país.

“No soy la única que trabaja en esto en Cartagena y Colombia. La prostitución no va terminar en el país, ¿o es que ya no ven mujeres en la Torre del Reloj?”, puntualizó.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO