Avances en el crimen de Galán

8 de febrero del 2018

Los militares habrían actuado en calidad de cómplice y autor en modalidad de comisión por omisión

Avances en el crimen de Galán

La Fiscalía General de la Nación dictó medida de aseguramiento en contra de los generales (r) de la Policía Nacional, Argemiro Serna Arias y Óscar Eduardo Peláez Carmona. Los oficiales son investigados por presuntamente haber participado en el plan de atentar contra el entonces candidato a la presidencia de la República Luis Carlos Galán Sarmiento y desviar la investigación de este crimen.

Los generales tendrán que cumplir medidas no privativas de la libertad como presuntos responsables a título de autor y complice respectivamente. El ente investigador estableció que uno de los oficiales omitió su posición de garante y no tomó las medidas suficientes para cuidar la vida del candidato presidencial y de las demás personas.

Para esa noche del 18 de agosto de 1989 habría avalado un dispositivo insuficiente de 14 patrulleros, mientras que el otro uniformado, al parecer, “convino la desviación de la investigación”, aseguró la Fiscalía en un comunicado.

La decisión además de estar relacionada con la muerte de Luís Carlos Galán, también tiene en cuenta la del exconcejal del municipio de Soacha, Julio César Peñaloza Sánchez; y del escolta Santiago Cuervo Jiménez, así como también la tentativa de homicidio del escolta Pedro Nel Angulo Bonilla.

Los generales

El general (r) Argemiro Serna Arias, para la fecha del crimen el grado de teniente coronel y se desempeñaba subcomandante del Departamento de Policía de Cundinamarca. Su participación en el magnicidio es a título de autor en modalidad de comisión por omisión.

Entre algunas de las razones que expuso la Fiscalía fue que tuvo conocimiento de la manifestación política que realizaría Galán Sarmiento y lo importante que era garantizar su seguridad durante la campaña presidencial.

Ademas, lograron identificar que tenía las facultades para disponer del personal y los medios logísticos para el cumplimiento de dicha tarea.

Por otro lado, el general (r) Óscar Pelaez Carmona se vinculó al caso a título de cómplice. En ese momento era el Director de Investigación Criminal que adelantó la investigación del hecho. La Fiscalía corroboró que él y el director del DAS, el general (r) Miguel Alfredo Maza Márquez, a través de la desviación penal para que los verdaderos responsables quedaran impunes.

Así las cosas, los oficiales en retiro tendrán que presentarse ante la secretaría del despacho cada vez que se requieran, tener buena conducta individual, familiar y social. Además tienen prohibido salir del país.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO