Escándalo de prostitución salpica a Miss Venezuela

16 de marzo del 2018

Miembros del chavismo podrían estar involucrados.

Miss Venezuela

Un escándalo de corrupción, prostitución sacudió a los organizadores y concursantes de Miss Venezuela. Se trata de presuntos ‘favores’ de personajes adinerados a las aspirantes a reinas, entre esos se encuentran políticos y empresarios que buscan sexo con las jóvenes que buscan coronarse reinas.

Todo empezó con una investigación del diario Efecto Cocuyo en el que se describía y citaba testimonios de participantes que tenían que agradecer sus trajes, zapatos y cirugías a personajes que las recibían en ropa interior.

También se hace mención que entre los patrocinadores de las exreinas podrían estar miembros del Gobierno y del chavismo. El primer caso y más sonado es el de la fundación de Diego Salazar, quien se encuentra preso por lavados de activos.

Los ataques a través de redes sociales entre las participantes no se hicieron esperar. Como la ex concursante y presentadora Anarella Bono que acusó a otras como Anyela Galante, Ana Carolina Ugarte y Lesly Barrera de estar enchufadas, es decir, de recibir favores de altos miembros del gobierno y la empresa Petróleos de Venezuela, PDVSA.

Las sospechas sobre esos casos se incrementaron con la renuncia del presidente de Miss Venezuela, Osmel Sousa, hace pocas semanas. Tras 40 años dejó el cargo y lo único que dijo fue que quería salir por la puerta grande.

Las acusaciones se han incrementado luego de que el presidente de una de las organizaciones que más patrocinio ejercía a las modelos fuera acusado de corrupción. La Fundación Diego Salazar se ufanaba de ayudar a apoyar a la niñez venezolana. Su presidente, Diego Salazar posaba en obras benéficas junto a algunas modelos de ese país, hasta hace pocas semanas cuando fue capturado.

La directora actual de esa fundación es una exreina llamada Zoraya Villareal y quien podría estar involucrada en el desfalco de Diego Salazar a las arcas de la empresa Petróleos de Venezuela S. A., la cual maneja el primo de Salazar.

Esta fundación también fue denunciada por una mujer anónima, a través de redes sociales, quien asegura que las modelos eran invitadas a cenas y trabajos en la fundación para reunirse con hombres poderosos que las patrocinarían a cambio de favores sexuales.

La virreina Hannelly Quintero también acusó a la miss universo 2009 Stefanía Fernández Krupij de disfrutar de lujos concedidos por la fundación Diego Salazar a nombre de las ayudas humanitarias y sin ánimo de lucro que hacía la entidad.

Mas de las impactantes declaraciones de Miss Venezuela Mundo 2007 @hannelly21

Una publicación compartida de Osmi de Jesus (@osmidejesus) el


Esas acusaciones que han salido a la luz fueron reveladas por Efecto Cocuyo en una investigación titulada Misses y Santos, en la cual se describe cómo funcionaban los patrocinios de las aspirantes a miss Venezuela. Allí se habla de misteriosos hombres poderosos que ostetaban el dinero para las cirugías y los trajes, que, una persona con un salario mínimo de Venezuela podría tardar 72 años en reunirlo.

De hecho se acusó a Osmel Sousa de presentar a los más importantes “santos” cuando una modelo era de su interés. Según la investigación, los concursos regionales funcionaban como franquicias en los que algunas personas manejaban el negocio de los patrocinadores, en ocasiones auspiciados por la organización de Miss Venezuela.

La organización salió a desmentir las acusaciones a través de un comunicado en el que se indicaba que “no tienen conocimiento de los hechos descritos, ni están involucradas en ninguna de las actividades que sus empleados, candidatas, asesores, representantes o asociados realicen fuera de las acciones propias del concurso”.

Tras la salida de Sousa, el concurso tomó la decisión de reestructurar la organización interna. Se nombrará un grupo ejecutivo y se eliminará la cabeza visible en la dirección.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO