Patrullero que criticó a Santos no confía en la Justicia Penal Militar

Patrullero que criticó a Santos no confía en la Justicia Penal Militar

9 de Noviembre del 2015

El patrullero de la Policía, Ruben Darío Rozo Giraldo, quien fue suspendido luego de que se conociera el video en el que cuestiona y hace fuertes críticas a a institución a la que pertenece, señaló que espera que su caso sea investigado por la Procuraduría y no por la Justicia Penal Militar, la que según dice, carece de “objetividad”.

Según dijo el propio general Palomino da luces de “lo que va a pasar con nosotros (…) sin siquiera hacer el debido proceso”.

En diálogo con la FM, Rozo señaló que no lo sorprende que la institución lo haya suspendido provisionalmente . “Es una represaría por hablar sobre estos casos en público. Es una investigación que se dirige desde la Dirección General”.

Rozo Giraldo también consideró insólito que lo sancionaran del cargo, tras preguntarse “un patrullero en qué va a intervenir en la investigación”. A su modo de ver, está claro que en la Policía quien toma las decisiones judiciales no es un “juez disciplinar sino la dirección general”.

Lo que dijo la Policía sobre el video

Respecto al video que circula en redes sociales, en el que aparece un patrullero adscrito al Departamento de Policia de Valle del Cauca, rodeado de personas con prendas e insignias de la institución, la Policía Nacional informa que:

1. Fue abierta una investigación disciplinaria contra el patrullero Rubén Dario Rozo Giraldo y suspendido provisionalmente del servicio, mientras avanza el proceso por parte de la Inspección General.

2. De igual manera, el caso quedó a disposición de la Justicia Penal Militar por los presuntos delitos de amenazas, injuria y utilización ilegal de uniformes.

3. La Policía Nacional mantiene expeditos los mecanismos de comunicación interna para atender con diligencia los requerimientos de sus integrantes, de conformidad con los presupuestos de orden normativo y disciplinario.

4. La Policía reafirma sus bases como una fuerza al servicio de los colombianos de carácter nacional, profesional y no deliberante; fiel y respetuosa a los preceptos establecidos en la Constitución (Art. 219) y a la doctrina policial.