572 heridos dejó el mal uso de pólvora en diciembre

572 heridos dejó el mal uso de pólvora en diciembre

2 de enero del 2018

Pese a tener una reducción del 31 por ciento en el número de quemados con relación al año anterior, Antioquia volvió a ocupar el primer lugar en personas quemadas en el país durante la época decembrina con 86 casos, 23 más que Valle del Cauca, quien en la segunda posición registró 63 lesionados por pólvora durante todo diciembre y el primer día de enero. En total 572 personas resultaron afectadas por el uso de este artefacto.

El balance que entregó el Instituto Nacional de Salud indica que Nariño ocupó el tercer lugar con 40 casos; Cauca se ubica cuarto, con 38 hechos, y el quinto lugar lo ocupó Caldas con 29 casos de lesionados por pólvora.

Por su parte, las ciudades con más quemados fueron Bogotá, Cali y Medellín, con 40, 28 y 20 casos respectivamente.

Aunque el balance no fue el esperado, cabe resaltar que hubo una disminución del 30% con respecto a la cifra nacional de 2016, que estuvo en 822 casos, gracias a que entidades como el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar – ICBF – y administraciones departamentales y municipales realizaron múltiples campañas de prevención.

De los lesionados por pólvora, 236 son menores de 18 años, mientras que 336 son mayores. En 68 casos hubo amputación en algún lugar del cuerpo, mientras que 53 personas sufrieron daños oculares.

El primer día del año fue el que reportó mayor cantidad de quemados en el país, con 88 casos, seguido por el 25 de diciembre con 69 casos y el 7 de ese mes con 66 lesionados.

Acciones para prevenir lesionados por pólvora en el puente de Reyes

Como Antioquia lidera la lista en cifra de quemados por pólvora, Luis Pérez Gutiérrez, gobernador de Antioquia, anunció que la Secretaría de Gobierno enviará una comisión a los municipios más afectados, para ver si “los alcaldes sí tuvieron previsión cuando sacaron el permiso para comercializar y utilizar la pólvora“.

En el departamento, la mayoría de los quemados se presentan en dos regiones: el Valle de Aburrá y el Oriente antioqueño, con 40 y 26 casos respectivamente. Además hay preocupación por lo ocurrido en el municipio de Santuario, en donde se presentaron nueve casos, “Es un municipio con muy pocos habitantes para tener esa cifra, que representa el 10 por ciento de los lesionados de todo el departamento”, dijo Pérez Gutiérrez.

Con la visita de monitoreo a los municipios con más quemados se busca hacer el último esfuerzo para continuar bajando las cifras y que no haya más lesionados durante el próximo puente festivo o puente de Reyes.

“Esperamos que cada año sigamos ganándole la pelea a la cultura de la pólvora” Luis Pérez Gutiérrez.