Reintegran a Polícia que pidió a Palomino que se fuera

Reintegran a Polícia que pidió a Palomino que se fuera

29 de febrero del 2016

El Tribunal Administrativo de Cundinamarca ordenó el reintegro del intendente Henry Monroy Farfán, apartado de la institución por pedir la renuncia del entonces director de la Policía. general Rodolfo Palomino.

Monroy Farfán envió una carta a Palomino en la que le pedía dimitir de su cargo, que entregara la placa y el uniforme, “si siente algo de honor”. La queja del intendente obedecía a un malestar generalizado con relación a las malas condiciones de trabajo.

Ese gesto fue asumido por el exdirector de la institución, Rodolfo Palomino, como un acto de insubordinación, lo que originó una sanción contra el intendente. Durante esa suspensión, el intendente no recibió ningún salario, lo que lo motivó a radicar la demanda ante el  Tribunal Administrativo de Cundinamarca.

El intendente indicó que la separación de su cargo y la suspensión definitiva del pago que recibía por sus servicios lo amenazaban en su derecho fundamental al mínimo vital, la denuncia de Monroy obedecía al malestar manifestado por algunos oficiales debido a sus malas condiciones de trabajo.

El ente administrativo determinó que la denuncia violentaba el libre derecho a la expresión y al trabajo, así mismo consideró que si bien el intendente utilizó expresiones que no eran validas eso no puede constituir  alguna calumnia o injuria como lo determinó la Policía Nacional. El mismo organismo aclaró que no hay razón valedera que pensar que Monroy Farfán pueda entorpecer el desarrollo de la investigación que se adelanta en su contra.

El ambiente laboral, según el denunciante, se deterioró después de conocidas las primeras denuncias de la llamada “comunidad del anillo”.