Ex viceministro Nieto pide investigar a Ernesto Samper

4 de enero del 2019

Alias Chupeta aseguró haber entregado dinero a Samper.

Ernesto Samper

wikimedia

Una nueva acusación relaciona al expresidente Ernesto Samper con dineros del narcotráfico. Esta vez, surgió desde Estados Unidos, en el juicio que se sigue contra el narcotraficante mexicano Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán; allí alias ‘Chupeta’ testificó y aseguró haber entregado dinero al entonces candidato presidencial del partido liberal.

Juan Carlos Ramírez Abadía, reconocido líder del Cartel del Norte del Valle, llegó a los estrados estadounidenses con el rostro deformado de múltiples cirugías plásticas y el deshonroso título criminal de ser el mayor proveedor de cocaína de ‘El Chapo’. Mientras relataba los tratos que hizo con el jefe del Cartel de Sinaloa y su paso por el narcotráfico colombiano, mencionó los sobornos que de su bolsillo, presuntamente, llegaron a funcionarios colombianos, desde policías hasta el presidente que ocupó el solio de Bolívar entre 1994 y 1998.

Según recogió el periódico The New York Times, ‘Chupeta’ declaró en el juicio que en 1997 gastó más de 10 millones de dólares en sobornos a congresistas para cambiar la legislación de la extradición en el país. También declaró que entregó 500 mil dólares a Ernesto Samper durante su carrera a la presidencia.

Esta no es la primera vez que se vincula al expresidente con dineros del narcotráfico, de hecho, después de su llegada a la presidencia, en 1994, surgieron unas grabaciones en las que se escuchaba a los jefes del cartel de Cali presuntamente acordando el pago de más de 4.000 millones de pesos en las cuentas del entonces candidato. Esa era la evidencia de que los dineros del narcotráfico habían llegado a la esfera más alta del poder. Tiempo después el Congreso de la República absolvió al presidente, quien aseguró que: “Si se recibió plata del narcotráfico, fue a mis espaldas”.

Ahora, esta nueva acusación de Ramírez Abadía, revive el escándalo y pone contra las cuerdas al expresidente Samper. “Aquí tenemos una nueva prueba de unos dineros completamente distintos a los que se habían investigado en el proceso 8.000, de un cartel distinto. En esa época era el cartel de Cali, en este caso Ramírez no era miembro de ese cartel y esas acusaciones no se han investigado. Por eso sostengo que aquí hay una nueva prueba que debe ser investigada por las autoridades nacionales”, afirmó el exviceministro de Justicia durante el gobierno de Álvaro Uribe, Rafael Nieto, en diálogo con KienyKe.com.

Según Nieto, las acusaciones deben ser tenidas en cuenta por la justicia nacional dado el contexto en que se produjeron: “Chupeta testificó bajo juramento, por lo tanto uno pensaría que no tiene ninguna razón para mentir en esas declaraciones; porque de ser así perdería todos los beneficios que alcanzó en el acuerdo y cometería el delito de perjurio“.

Sin embargo, hasta el momento no hay nada probado, pero Nieto insiste en llamar la atención de las autoridades respecto a las declaraciones. “Aquí se podría configurar el delito de enriquecimiento ilícito contra Ernesto Samper, que a mí me parece muy grave en particular si fue cometido por un presidente de la República. Esperamos que las autoridades obren con responsabilidad y adelanten las investigaciones correspondientes”, afirmó el ex viceministro.

Aunque los organismos judiciales no se han pronunciado, surge la incógnita de cuál sería el competente en la investigación, dado que la Comisión de Acusaciones lo haría si el delito se cometió siendo Samper funcionario público, mientras que la Fiscalía sería el ente encargado si los dineros ingresaron antes de ocupar el cargo.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO