Semana de terror ensombrece a la Ciudad Luz

Semana de terror ensombrece a la Ciudad Luz

9 de enero del 2015

Dos tomas de rehenes dispararon la tensión en París este viernes. Así mismo, dos asaltos relámpago de las fuerzas especiales de la policía, pusieron fin a estas crisis, salvaron a los secuestrados y ultimaron a los terroristas.

Un día antes, autoridades encabezaron una intensa cacería para capturar a dos hermanos, Chérif y Said Kouachi, señalados de ser los autores de la masacre en la revista ‘Charlie Hebdo’, el peor ataque terrorista sufrido por Francia en las últimas décadas.

Y el miércoles el mundo quedó impresionado con la matanza a sangre fría que protagonizaron tres sujetos, entre ellos Chérif y Said Kouachi, dentro del semanario ‘Charlie Hebdo’. Consiguieron entrar hasta el consejo de redacción donde los periodistas y caricaturistas planeaban la siguiente edición, y dispararon hasta acribillar a los comunicadores.

Lea también: Las caricaturas que incendiaron a los terroristas que atacaron en París 

Tras su huida, Francia inició una persecución histórica para capturar a los tres responsables. Uno de ellos se entregó, pero los hermanos consiguieron escapar.

Sin intención de detener su estela de terror, los hermanos prófugos permanecen a esta hora atrincherados en una imprenta  en una zona industrial de la localidad de Dammartin-en-Goele, al noreste de París, donde mantienen a dos personas como rehenes, según reporta la prensa francesa.

Pero la jornada de terror tuvo otro episodio inesperado. Otro sujeto, identificado Amedy Coulibaly, que el pasado miércoles también había protagonizado un tiroteo con el que mató a una policía, decidió tomar como rehenes a los clientes de una tienda, y mantenerlos bajo secuestro en París.

Dos crisis de rehenes ensombrecieron a la Ciudad Luz. La policía francesa lanzó dos operativos de rescate que permitieron la liberación de los rehenes y terminaron con la muerte de los hermanos secuestradores y de Amedy Coulibaly.

Los hermanos terroristas dijeron querer morir como “mártires”

A las 08:40 de la mañana (hora local),  los hermanos Kouachi robaron un Peugeot 206, a una mujer en la localidad de Montagny-Sainte-Félicité, en el departamento del Oise, que identificó a los asaltantes como los hermanos Kouachi.

Un testigo citado por la emisora RTL explicó que había escuchado dos disparos y que poco después llegaron helicópteros y las fuerzas de seguridad, que han ordenado a los vecinos que no salgan de sus casas y que mantengan sus ventanas cerradas.

Los dos hombres se atrincheraron en un edificio que sirve como imprenta, y se sabe que tienen a dos personas como rehenes.

Los hospitales de la zona se encuentran en estado de prealerta, según los medios franceses.

Las autoridades dijeron que los sujetos se resisten a negociar, y en cambio gritaron estar listos para morir como “mártires”.

Equipos especiales de rescate acorralaron a los terroristas en el lugar, pero no pueden actuar porque podrían afectar a los rehenes.

Ataques terroristas en Francia

Segunda crisis de rehenes llenó a pánico a París

Al mismo tiempo, decenas de policías han sido desplegados en la Puerta de Viscennes, en el este de París, después de que el presunto autor del asesinato ayer de una policía municipal tomara como rehenes a al menos cinco personas en un supermercado, tras protagonizar un tiroteo con la policía.

El supermercado “Hyper Cacher” figura entre los establecimientos que dispensan productos “kosher”, dirigidos a la comunidad judía.

Según el canal de televisión BFMTV, el autor del secuestro, identificado como Amedy Coulibaly,  guarda un “gran parecido” con el autor del asesinato ayer de una policía municipal en Montrouge, en el sur del país.

Medios franceses aseguran además que éste último hombre estuvo en contacto con los autores del atentado contra el semanario satírico.

Cientos de lugares considerados vulnerables en París fueron asegurados por policía, en los ciudadanos franceses manifestaron sentir temor en visitar lugares públicos en este momento. La capital francesa se encuentra en alerta máxima antiterrorista.

El presidente francés, François Hollande, interrumpió la tercera reunión de crisis con los miembros de su Gobierno ante la noticia de la operación de la toma de rehenes.

El aeropuerto parisino Charles de Gaulle ha decidido concentrar los aterrizajes en su zona sur para no interferir con la operación en marcha contra los hermanos Kouachi.

Lea también: El contragolpe de la prensa: Así le responde el mundo al terror

Otra amenaza por terrorismo: un tren fue evacuado muy cerca a París

Mientras que París está en máxima tensión por los episodios de los últimos días, otro episodio fue reportado por la prensa francesa. Un tren de alta velocidad que circulaba cerca a la ciudad de Lyon, fue evacuado a medio camino después de que un sujeto de origen sirio que viajaba sin billete se autoproclamara “terrorista”.

De acuerdo con la agencia AFP, el mismo sujeto dijo tener “intenciones criminales” contra la seguridad del tren. Tras una inspección del los equipajes y requisa a los pasajeros, el vehículo pudo seguir circulando.

A las 6:55 de la tarde en París, comenzó el operativo de rescate

Fuertes disparos y explosiones se han escuchado en la imprenta de Dammartin-en-Goele, al noreste de París, donde los hermanos Kouachi, sospechosos de la masacre del semanario Charlie Hebdo, se atrincheraron con al menos un rehén.

Se trataba del asalto de las fuerzas de seguridad para acabar con esta crisis.

Las televisiones francesas mostraban imágenes de humo blanco saliendo de la empresa en la que Said y Cherif Kouachi llevaban atrincherados desde esta mañana.

La operación de las fuerzas especiales francesas consiguió liberar al rehén de los hermanos Said y Cherif Kouachi en una imprenta de Dammartin-en-Goele, a unos 40 kilómetros al noreste de París, según las primeras informaciones.

El rehén ha sido liberado y se encuentra en buen estado, de acuerdo con la emisora pública France Info. Los secuestradores fueron abatidos.

De otro lado, al menos una decena de personas que estaban retenidas en un supermercado judío en París lograron salir corriendo del lugar después de que las fuerzas de seguridad lanzaran una operación para liberarlas.

Según la información entregada por las autoridades, de los rehenes hay al menos cinco muertos. Bajo secuestro de Amedy Coulibaly, de 32 años, había más de diez personas.

EN DESARROLLO…

Con Efe y medios franceses.