Dos extranjeros capturados por abuso y explotación sexual infantil en Medellín

Dos extranjeros capturados por abuso y explotación sexual infantil en Medellín

3 de marzo del 2017

En una acción que involucró a funcionarios de la Sijín, la Policía de Infancia y Adolescencia y patrullas de cuadrante, fueron capturados tres hombres sindicados de abusar sexualmente de menores de edad en Medellín.

En vista de los hechos, las autoridades piden a los padres supervisar el contacto de sus hijos con extraños, especialmente por medio de redes sociales, porque en dos de los tres casos los contactos con las niñas abusadas se dieron por estos medios.

La Policía Metropolitana del Valle de Aburrá informó que en el primer caso, un hombre de 37 años de Jauja, Perú, fue capturado en el momento en el que le tomaba fotografías a un adolescente que por medio de engaños llegó hasta una vivienda del barrio Prado Centro.

Le puede interesar: Líder social chocoana fue asesinada en Medellín

La madre de la menor se percató de la cita de su hija al revisar su Facebook y de inmediato dio aviso a la Policía Nacional que, en compañía de la Policía Judicial e Infancia y Adolescencia, llegó a una residencia ubicada en la calle 59 con carrera 49. El hombre, que se hizo pasar por una mujer cuando habló con la menor de edad, quedó a disposición de la Fiscalía General de la Nación y le fue dictada medida intramural.

La niña, por su parte, fue remitida al Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses para realizar examen sexológico para confirmar o descartar posibles lesiones.

El segundo caso se presentó en el barrio El Poblado en donde un ciudadano irlandés, de 50 años, fue encontrado en una vivienda de la carrera 36 con la calle 10B sosteniendo relaciones sexuales con una niña de 12 años y una mujer de 19 años, que también fue capturada.

Lea también: Alcaldía de Medellín demandó a constructores de la Biblioteca España

Finalmente, el último hecho se registró en Castilla, en el barrio Belalcazar, donde un hombre de 45 años, que creaba perfiles falsos en Facebook y engañaba a sus víctimas para que le compartieran vídeos íntimos, fue capturado cuando iba a abusar de una menor de 12 años a la que estaba presionando con la divulgación del material audiovisual que tenía de ella.

En la vivienda del sujeto fueron hallaros documentos falsos de nacionalidad venezolana y colombiana, que utilizaba para obstruir la justicia.

El hombre, según la Policía, abusaba sexualmente de sus víctimas empleando la violencia a través de dispositivos eléctricos (taser) que portaba al momento de su captura y de igual forma las sedaba con medicamentos y tranquilizantes para luego accederlas sexualmente y fotografiarlas, material que comercializaba a nivel nacional e internacional.

El llamado de la Alcaldía

El alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez Zuluaga, envió un mensaje a los padres de familia: “todos estos depravados utilizan siempre la misma táctica, crean perfiles falsos en redes sociales para seducir a nuestros menores hasta convencerlos de enviar fotos, videos y, en ocasiones, hasta acceder a citas. Debemos estar pendientes de lo que hacen nuestros hijos en Internet, hacer un acompañamiento”.

El mandatario pidió denunciar este tipo de situaciones a la línea 123 social, que dispone de un equipo especializado integrado por miembros de la Policía, la Fiscalía y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar para brindar toda la atención necesaria.

En 2016, según la información del municipio, fueron atendidos más de 300 niños, niñas y adolescentes víctimas de explotación sexual a quienes se les restablecieron sus derechos. En la mayoría de los casos, los victimarios fueron familiares o personas cercanas.

“Los sitios más inseguros para nuestros niños muchas veces pueden ser sus hogares. Por eso invitamos a las familias a denunciar, que esta sea una lucha de todos. En esto no puede haber tolerancia, no nos sirve reducir estos casos en el 30%, ni en el 50%, tenemos que erradicarlos por completo”, agregó el mandatario local.

La Alcaldía de Medellín, por medio de su programa de protección Casa-Vida, le da albergue, alimentación y atención en salud y educación a los niños víctimas de este delito. Además cuenta con la presencia de profesionales en las distintas comunas para recorrer los territorios, detectar casos y activar rutas de protección.