¿Es el Zika un invento de laboratorio?

¿Es el Zika un invento de laboratorio?

1 de febrero del 2016

Pasó con la gripe H1N1 o gripe porcina, con la gripe aviar, con el VIH, recientemente con el Ébola y ahora con el Zika. Todas esas enfermedades tiene una explicación no oficial cuyo caldo de cultivo son las redes sociales.

Lea también: ¿Es el ébola un fraude?

Sobre este nuevo virus (zika) que según la Organización Mundial de la Salud, OMS “se expande de manera explosiva” hay una teoría conspirativa que – sencillamente – resulta hollywoodense.

Además: Las pandemias que nos llenaron de terror en el último siglo

Según esa teoría,  los mosquitos son “genéticamente modificados por psicópatas capataces que controlar el poder mundial”.

El zika: el Presidente alarma y el viceministro de salud pide calma

Indica, según una nota publicada en Zona News, que el Zika fue patentad, “sí, patentado en el año 1947 por la Fundación Rockefeller, una de las familias de poder más interesadas en manipular la medicina incluso en las bases científicas a estudiar en las universidades para adiestrar a los futuros profesionales que, sin saberlo, diagnostican y recetan según lo aprendido”.

De acuerdo con esta teoría, el virus fue creado a propósito para que solo un grupo empresarial tuviera la “gran salvación” en su poder.

Zika

Otra de las versiones maquiavélicas sobre el Zika que circula en redes sociales señala a la ONU como uno de los organismos internacionales que está detrás de la “manipulación”.

“Supongo sabrán que hay un plan para disminuir las población mundial no? Se llama agenda 21 de la ONU. Bien. Ahora te digo que el supuesto virus Zika genera microcefalia en los bebés de las embarazadas (…) A ver si lo entiendes…te han estado envenenando para que quedes estéril y que todos los bebés nazcan sin cerebro…para que no te des cuenta..culparan a un mosquito y de paso ganan millones con vacunas ineficaces y esterilizantes de las mujeres. Entonces empieza a usar el cerebro antes que el Zika te lo deje cono un maní”. La advertencia está firmada por un tal Dr. Carlos Amodei.

Por su parte,  el investigador Jon Rappoport quien reitera que el tal mosquito del Zika no existe, señala que el hecho de que los niños estén naciendo con microcefalia tiene en realidad otra explicación. La oficial, dice, se ha difundido con la ayuda de los medios de comunicación, para tratar de liberar de su culpa a Estados Unidos.

Según Jon, los niños nacen conel cerebro pequeño por cuenta del uso masivo de pesticidas usados en los alimentos, principalmente en Brasil.

“Brasil, el centro de la crisis “Zika”, usa más pesticidas que cualquiera otra nación en el mundo. Algunos de esos son prohibidos en otros 22 países. Y en cuanto a bebés nacidos con cabezas más pequeñas, acá hay un estudio de Perspectivas en Salud Medioambiental (1º de julio de 2011) (…) “La pequeña circunferencia de la cabeza fue asociada también inversamente con la presencia del herbicida”.

Según esta teoría, mujeres que fueron vacunadas contra una influenza son las que están dando a luz bebés con el cráneo pequeño. “Los fabricantes de las vacunas de la influenza y TdaP afirman que estudios de toxicidad humana y fertilidad son inadecuados y advierten que las vacunas de la influenza y TdaP deberían “ser dadas a mujeres embarazadas sólo si es claramente necesario”.

Hay otra teoría que involucra a uno de los hombres más ricos del mundo.

“Son zancudos genéticamente modificados que han sido liberados en Brasil para “combatir” la fiebre dengue, un proyecto implementado por Oxitec, una empresa a la que se le proporcionó donación de dineros de Bill Gates”.

“Un pueblo en Brasil ha reportado elevados niveles de fiebre desde que los zancudos genéticamente modificados han sido introducidos para (supuestamente) combatir la enfermedad.

La hipótesis científica es: los tramposos insectos transgénicos impregnarán hembras pero no ocurrirá una próxima generación más allá del estadio de larva. Sin embargo, esta caida en picada de tasa de nacimiento en mosquitos/zancudos es la única “prueba” de que el gran experimento es seguro. No se han hecho estudios a largo plazo, esto es un espejo de lo que pasó cuando los cultivos transgénicos OGM fueron introducidos: nada de ciencia, sólo amables garantías. (…)Esa es una gran bandera roja. Donde sea que esos mosquitos/zancudos transgénicos han sido introducidos o estén por ser introducidos, las poblaciones humanas no han sido consultadas por su permiso. Todo ha sido hecho por el gobierno y por edictos de empresas. Es experimentación humana a gran escala”.