La federación médica arremete contra el ministro Gaviria

La federación médica arremete contra el ministro Gaviria

30 de octubre del 2013

La Federación Médica Colombiana, que aglutina unos cinco mil galenos, apoya –a través de su presidente, Sergio Isaza, las movilizaciones que se adelantan contra el proyecto del gobierno que reforma la salud, para frenar –dicen- “el negocio de los intermediarios”.

Pero van más lejos. Descalifican al ministro del ramo, Alejandro Gaviria:

– El señor ministro es un ingeniero civil que después estudió economía, fue miembro de la junta directiva del Bancolombia y luego aceptó el puesto de ministro. Pero no tiene ni idea de lo que es el concepto de salud. Está retrocediendo cien años en la legislación. El proyecto de que hablamos no plantea nada claro y serio sobre la prevención de la enfermedad, la promoción de la salud. El ministro está más preocupado por los rendimientos financieros, como ha venido ocurriendo en los últimos 20 años.

El país no entiende el porqué no han llegado a unos acuerdos que permitan una reforma sana…

Desde el principio le hemos dicho al ministro que no estamos de acuerdo con la reforma que se plantea, que profundiza el modelo de la Ley 100 donde el centro del trabajo, de la acción, es la facturación para ganancias de las EPS. Y los pacientes quedan en segundo o tercer plano.

Según el proyecto, las EPS, que ahora van a llamarse gestores, los mismos intermediarios financieros, van a poder tener sus propias clínicas en los niveles I y II para la prestación de la primera atención, o atención primaria. Entonces, si usted es dueño y es arte y parte, adivine a dónde van a mandar los pacientes. Eso está en detrimento de la calidad de la red pública de hospitales, que atienden a una gran cantidad de población.

Todo se ha planteado desde la perspectiva de lo que es un negocio comercial, donde el paciente resulta pagando los platos rotos, las consecuencias del mal servicio. Seguirán creciendo la mala atención y el paseo de la muerte.

Eso tan sencillito, como usted lo plantea, ¿por qué no lo entiende el gobierno?

Estamos hablando dos idiomas distintos. El gobierno está pensando en las ventas de servicios para atender a los enfermos. Nosotros planteamos que un país necesita un modelo de salud en donde la atención primaria y la prevención de enfermedades con promoción amplia de la salud, sea lo que impere.

¿Cómo darle la espalda a la financiación de la salud?

Se han cerrado más de mil camas de pediatría en todo el país en los últimos tres años. Haga la cuenta sobre cuántos niños han dejado de ser atendidos y cuántos se han muerto. El mismo ministro de Salud considera que las camas de pediatría, el mantenimiento de éstas, no son rentables para las EPS y para el sistema.

En cambio, lo que ustedes ven es un incremento muy grande en cirugías de alta complejidad en unidades de cuidado intensivos, donde se utilizan procedimientos grandes, con insumos quirúrgicos muy costosos y medicamentos muy altos. Eso es de alta rentabilidad y entra en esa cadena de comercialización que va generando valores que se le extraen al sistema, mas no le agrega valor de salud al sistema.

¿Resultó muy terco el ministro de Salud para entender estas razones?

El habla chino y nosotros japonés. Uno dice A, y él dice B. Por ejemplo cuando le decimos, ministro es más sencillo que los hospitales sean directamente los centros donde lleguen las personas sin necesidad de un calanchín, que son las EPS… él dice que en los sistemas capitalistas modernos hay que utilizar los compradores inteligentes. Para él los enfermos son simplemente brutos. No, los pacientes buscan al médico y no al calanchín, como en las gestiones ante el tránsito.

Sergio Isaza, Reforma a la salud, Kienyke

A la izquierda, Sergio Isaza, a la derecha, uno de los médicos que protesta en las movilizaciones de estos días en Bogotá. 

¿Vamos de mal a peor?

Salimos de Guatemala para Guatepeor. Esperemos que con el movimiento social logremos frenar estas medidas que son arbitrarias y retrógradas.

Y ese ministro que parece tan inteligente…

Sí, él parece muy inteligente pero en cuestiones financieras. En materia de salud debería dejase ayudar.

¿A quién le está ayudando el ministro entonces?

Nosotros decimos que es el ministro de las EPS, no es el Ministro de Salud de la población. Es un ministerio que ha mantenido y garantizado durante todos estos 20 años el peor negocio de defraudación del país. El ministro me ha llamado ignorante, entre otras cosas, pero el despistado es él. Yo sí creo que el ministro debería bajarle a su tozudez y su irrespeto para referirse a las personas. Hace poco dijo que los médicos éramos una mafia, que jugábamos como carteles y que por eso no había suficientes médicos y especialistas en el país, para que no hubiera competencia entre nosotros.

¿Están odiando al ministro?

Como ministro me parece que es una persona que no representa a los colombianos, ni las necesidades e intereses en salud de la mayoría de la población.

¿Usted está poniendo en duda la honestidad del ministro?

No. Mis reparos son técnicos y sobre las cuestiones que plantea y propone. Estoy diciendo que hablamos dos idiomas totalmente distintos. Él habla el idioma de un financiero, ni siquiera de un economista. Él es un ingeniero civil que estudió economía, hizo un par de maestrías de economía, fungió como miembro de la Junta Directiva del banco de la República, donde están las cuentas del Fosyga, y ahora es Ministro de Salud. Su visión es sólo financiera y el país necesita una visión general del problema.