¿Hay visos de autoritarismo en el gobierno y su partido?

3 de marzo del 2019

La polémica gira sobre la defensa de Andrés Felipe Arias y la extradicción de Santrich

¿Hay visos de autoritarismo en el gobierno y su partido?

Los últimos hechos políticos en Colombia han sido controvertidos por las fuertes posiciones que ha tomado el gobierno y su partido el Centro Democrático. Tanto así que algunos han tildado estas posturas como muestras de “autoritarismo”.

La presunta “persecución política” de Andrés Felipe Arias, quien está detenido en Estado Unidos por irregularidades con Agro Ingreso Seguro (donde el oficialismo se opone a una sentencia conformada por la ley), la solicitud de celeridad frente a la extradición de Santrich y la posible objeción de la Ley Estatutaria de la JEP, plantean muchas inquietudes al respecto.

KienyKe.com consultó tres expertos que ahondaron sobre la tendencia autoritaria, sus consecuencias y establecieron hasta que punto el gobierno ejerce o no tales prácticas.

Para Víctor de Currea-Lugo, docente, analista de conflictos y columnista, “el autoritarismo es la otra cara de la democracia”.  De ahí que “la democracia no es solamente el gobierno y las mayorías, eso es un error. Se deben tener  dos criterios más: el respeto a los derechos de las minorías y la sujeción a ciertos principios”. 

En consecuencia explica Silvia Otero, doctora en Ciencia Política de Northwestern University y docente de la Universidad del Rosario, que “Colombia nunca ha sido una país con una democracia liberal. Ha habido ausencia parcial de elecciones libres y abiertas. No existen garantías de la competencia política y se han violado los derechos civiles como la libertad de expresión y de prensa. Esto ha hecho que se aleje del polo liberal y se acerque al polo autoritarista”.

Asegura en todo caso que “decir que Colombia hace parte del conjunto de regímenes autoritarios es una verdadera exageración“. Argumento que respalda el politólogo Enrique Serrano, al calificar al gobierno de Iván Duque de “conciliador y cauteloso, que está siendo respaldado por  muchos países del mundo. El hecho de que critique algunas cosas no quiere decir que este es su plan”.

En contraste Currea- Lugo añade que las prácticas autoritarias se han hecho visibles en tanto “no hay espacio para la oposición y  la forma como ha manejado su plan de gobierno es exactamente opuesta a sus promesas de campaña. En un país serio uno debe ser coherente entre lo que promete y lo que hace; él no lo ha hecho ni en materia de impuestos, ni en materia de política exterior, ni en materia de paz, ni en ninguna otra materia”.

A lo que Otero plantea que “la diferencia recae en los aspectos que podrían alejarlo de un gobierno democrático y aquellas cosas por las que fueron elegidos”, alegación que concluye que están llevando a cabo la agenda propuesta.

¿Defensa de Arias y extradicción de Santrich?

El columnista confesa una contradicción “al juzgar a Jesús Santrich como un delincuente cuando no se conocen las pruebas, pero plantear que el señor Andrés Felipe Arias es inocente cuando las pruebas son públicas”. Lo que fija en la estructura de poder a nivel legislativo, judicial y ejecutivo, “un problema que se reproduce en la exclusión a las minorías y establece un nivel de impunidad pero no generalizada”, apunta Currea-Lugo.

“Hay signos de autoritarismo tal vez por parte de algunos dirigentes del partido en el sentido de ser muy enérgicos, pero el gobierno ha sabido desmarcarse hasta el punto de perder esa popularidad que tenía”, defiende Serrano.

Cabe mencionar que el jefe de Estado pasó de una aprobación del 61.8% en septiembre de 2018 al 46.4% en febrero del 2019, lo que deja ver un amplio declive en los últimos seis meses.

En cuanto al caso Santrich, el internacionalista determina que Iván Duque pese a lo recomendado por la colectividad del Centro Democrático y la acusación sobre Ernesto Macías de “engavetar” la ley estatutaria de la JEP , ha dejado transcurrir la investigación, “pero el hecho que se vea comprometida con dineros, eso realmente no es culpa del gobierno sino de la misma institución que es parte de la herida del proceso de paz y es una de las instituciones más desacreditadas del país”.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO