¿Un cambio de nido que traiciona al elector?

shutterstock

¿Un cambio de nido que traiciona al elector?

4 de enero del 2019

Las últimas renuncias al Congreso para aspirar a otros cargos de la administración pública han dejado un sin sabor en muchos, que han cuestionado ” un cambio de nido” para satisfacer sus intereses. Uno de los que expresó esta molestia fue el exsenador Antonio Navarro Wolf, quien calificó como un “irrespeto a los electores” que los congresistas dejen sus puestos a los pocos meses de haberse posesionado para aspirar a alcaldías o gobernaciones del país.

Es el caso del exrepresentante a la Cámara Samuel Hoyos, quien renunció a su curul el pasado 31 de diciembre para oficialmente ser precandidato a la Alcaldía de Bogotá por el partido Centro Democrático. También hay quienes se han apartado de sus puestos para postularse a gobernaciones, como el exrepresentante Hernando Padauí que va por la gobernación de Bolívar y el exsenador del Polo Leonidas Gómez, por la administración de Santander. 

Estos hechos despertaron el inconformismo de Navarro, quien le dijo a KienyKe.com que no considera correcto que esto pase en el país. “Los electores los eligen para ejercer una función, deben cumplirla y no a los seis meses presentar la carta de renuncia para satisfacer sus intereses políticos. 

Esto es una traición al elector, si los eligen para estar en el Congreso, deben permanecer allí y cumplir lo que prometieron, no en otros cargos. Hay que respetar a quienes les dieron su voto para representarlos en el Legislativo”, manifestó.

Esa fue la razón, según Navarro, para no presentarse como candidato al Senado de la República en las contiendas electorales de 2018. Su principal aspiración este año es remplazar a Enrique Peñalosa en la Alcaldía de Bogotá. 

El exsenador Alfredo Rangel asegura que esto no incurre en ningún tipo de falta a los electores, debido a que lo ampara la Constitución.

“Estas renuncias son legales, no entiendo por qué dice que es un irrespeto si lo avala la Constitución. No me parece que sea una traición a los votantes, porque se renuncia para optar por un cargo que está en la misma circunscripción al cual fue elegido”, indicó. 

En diálogo con este medio, el expresidente de la Corte Constitucional Alfredo Beltrán Sierra explicó que este salto de “rama a otra”, como lo dijo Rangél, es legítimo bajo la Carta Magna.

“En el primer texto de la Constitución de 1991 se estableció que quienes se hacían elegir para un cargo público no podían estar de manera simultanea en otro, para así respetar la voluntad de los electores y evitar la acumulación de varios poderes en una misma persona”, dijo.

Beltrán indicó que, en virtud de una reforma constitucional, se fijó que si un miembro del Congreso renuncia con un año de anterioridad a la elección de otro puesto en la administración pública, no estaría inhabilitado. “En este momento quienes hayan renunciado con un año de anterioridad a la inscripción para hacer campaña podrán ser candidatos”, afirmó. 

Sin embargo, en desacuerdo con Rangel, dijo que: “Así sea para estar en una circunscripción similar quienes se hicieron elegir para el Congreso deberían cumplir con el periodo establecido”.

Agregó que, a pesar de ser norma constitucional, es “políticamente incorrecto; como lo dijo Navarro Wolf, es traicionar la voluntad del elector, era mejor la fórmula inicial de la Constitución del 91”.