Putin, al frente de su cuarto mandato en Rusia

Putin, al frente de su cuarto mandato en Rusia

7 de mayo del 2018

Este lunes Vladímir Putin toma por cuarta vez posesión de su cargo como presidente de Rusia en una solemne ceremonia en el Gran Palacio del Kremlin, que evoca una coronación imperial. Putin que permanece en el cargo desde el 2000, gobernará hasta 2024.

En una ceremonia ante el Tribunal Constitucional y de las dos Cámaras del Parlamento, Putín pronunció el juramento oficial: “respetar y proteger los derechos y libertades del hombre y los ciudadanos, respetar y defender la Constitución de la Federación Rusa, defender la soberanía y la independencia, la seguridad y la integridad del estado, servir fielmente al pueblo”, así lo dijo sobre un ejemplar de la Constitución de ese país.

El mandatario se impuso el pasado mes de marzo con una amplia mayoría (76,69 %) en unas elecciones casi sin contrincantes y asumió nuevamente la investidura presidencial para gobernar por los siguientes seis años.  Al término de este se habrá convertido en el mandatario ruso que más tiempo ha estado en el poder desde el soviético Iósif Stalin.

En un breve discurso Putin de 65 años se comprometió con el bienestar de los ciudadanos de su país, “considero mi deber y el sentido de mi vida hacer todo por Rusia, por su presente y futuro, por el futuro de paz y florecimiento de Rusia ”.

El mandatario añadió que reconoce la responsabilidad que han depositado sus compatriotas a través del voto y aseguró que se verá reflejada en su mandato. ”Comprendo la enorme responsabilidad que tengo ante ustedes, ante nuestro pueblo multinacional, la responsabilidad ante Rusia, país de grandes victorias y logros, ante la historia del Estado ruso y de nuestros antepasados”. Y terminó agradeciendo a los electores por su victoria.

Sin embargo, a las afueras del Gran Palacio del Kremlin, donde se llevó a cabo la ceremonia de investidura, se han presentado una serie de manifestaciones contra Putin que se organizaron en todo el país y fueron convocadas por el opositor Alexéi Navalni, detenido así como más de 1.500 de sus partidarios