Concejales retan a la Alcaldía Mayor comprando empanadas

27 de febrero del 2019

Los miembros de todas las bancadas recibieron empanadas.

Empanadas callejeras

La bancada del Polo Democrático llevó al Concejo de Bogotá empanadas callejeras por la defensa de los vendedores ambulantes que han sido perseguidos últimamente por las autoridades, y presentar un nuevo proyecto de ley a favor de los trabajadores informales.

Los concejales Xinia Navarro, Celio Nieves, Álvaro Argote y Manuel Sarmiento repartieron a todos los miembros de la entidad empanadas compradas en puestos callejeros para presentar un proyecto que busca que cada tercer jueves de febrero se celebre el día de la economía informal o el vendedor ambulante.

“Llegaron las empanadas callejeras al Concejo de Bogotá, las mismas que Enrique Peñalosa ordena destruir con cloro en la ciudad. La bancada del Polo Democratico comprometida en la defensa de los vendedores informales”, trinó el concejal Manuel Sarmiento sobre el acontecimiento.

Fue el concejal Celio Nieves quien ideó y elaboró el proyecto de acuerdo por el cual el tercer jueves de febrero de todos los años, en Bogotá, se celebrará el día de la economía informal: “Así, se pretende reivindicar y garantizar el Derecho Constitucional y fundamental al trabajo para uno de los sectores poblacionales que se ha visto vulnerado en su ejercicio debido a la falta de oportunidades laborales en condiciones dignas”, según el documento radicado.

La empanatón en el Concejo se agotó y fue recibida por los miembros de la entidad: “Al secretario de Gobierno, Juan Miguel Durán, también le dimos una empanada callejera. ¡No le pasó nada! Lo que debe hacer la administración de Enrique Peñalosa, en lugar de perseguir a los vendedores informales, es ofrecer alternativas reales a esta población vulnerable”, también afirmó el concejal Sarmiento.

El día de hoy se tiene previsto un encuentro en el Park Way de Bogotá denominado “La culpa no es de la empanada” para protestar por las fuertes sanciones que se han presentando a los vendedores informales de alimentos en las calles de la capital.

La respuesta de la administración

Desde su anterior administración, Enrique Peñalosa se ha caracterizado por una defensa a ultranza de lo que considera es el espacio público. Sus políticas no han estado exentas de polémica, como ocurrió en su momento con los bolardos para sacar de los andenes a los carros. Ahora frente al tema de la venta ambulante el mandatario distrital ha dado declaraciones en las que defiende su enfoque.

“El espacio público peatonal es la parte más sagrada que hay en la ciudad, es la única parte donde todos nos encontramos, donde todos tenemos acceso, porque el resto es espacio privado donde no podemos entrar o es espacio de los carros donde uno sale y lo matan”, dijo a La W.

KienyKe.com consultó fuentes de la Alcaldía Mayor, quienes aclararon que el alcalde no tiene por qué defenderse de lo que ocurrió en el Concejo este miércoles, dado que afirmaron que lo que está ocurriendo con los vendedores ambulantes “no es un asunto de la administración distrital sino que compete a las autoridades a nivel nacional, dado el nuevo Código de Policía”.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO