Margarita Cabello renuncia a terna para ad hoc

Montaje foto:Corte Suprema de Justicia

Margarita Cabello renuncia a terna para ad hoc

6 de diciembre del 2018

Este jueves, Margarita Cabello, magistrada de la Corte Suprema de Justicia y quien, hasta entonces, fue considerada como la más cercana al uribismo de la terna presentada por Iván Duque para fiscal ad hoc del caso Odebrecht, renunció a dicha nominación. Según distintos medios de comunicación, la jurista espera con esto salvar la propuesta del Gobierno para que la Corte Suprema de Justicia no la considere inviable. 

El alto tribunal, que sesionaba en pleno hoy para debatir sobre los ternados, se encuentra en este momento decidiendo si elige a alguno de los otros dos candidatos (Leonardo Espinosa, decano de Derecho de la Universidad Sergio Arboleda, o Clara González, secretaria jurídica de Presidencia).

Desde el miércoles en la noche, la periodista Darcy Quinn (Caracol Radio) había asegurado que la previsión era que la Corte Suprema devolviera la terna a Duque para que la reformulara, ya que la consideraría “inviable”. 

Periodistas judiciales y políticos criticaron en su momento que la terna presentada para la investigación de Odebrecht, que requiere de juristas independientes a cualquier poder, se caracterizara por su cercanía al partido de gobierno. 

Cabello, nacida en Barranquilla en 1957, se graduó de Derecho de la Universidad de la Costa, y fungió entre 2016 y 2017 como presidenta de la Corte Suprema de Justicia. En su trayectoria aparece como coordinadora de la Escuela Judicial Rodrigo Lara Bonilla (1999 – 2002), y delegada de la Sala Disciplinaria de la Procuraduría General de la Nación (1999-2002). 

Fue ternada en el año 2009 por el expresidente Álvaro Uribe en la terna para Fiscal General de la Nación, pero no fue la elegida. Desde entonces se le ha considerado como una de las juristas más cercanas al uribismo en el país. Su renuncia deja en veremos el proceso para elegir a un investigador independiente del caso Odebrecht y podría generar más retrasos en el proceso de corrupción.