Congresistas responden a acusaciones del Fiscal

22 de junio del 2018

Luego de que Néstor Humberto Martínez , Fiscal General de la Nación, dio a conocer los resultados de una extensa investigación sobre delitos electorales cometidos en las pasadas elecciones al Congreso de la República, fueron muchos los nombres que salieron a la luz como presuntos implicados en dicho escándalo. Las congresistas del Centro Democrático María Fernanda Cabal y Margarita Restrepo […]

María Fernanda Cabal

Luego de que Néstor Humberto Martínez , Fiscal General de la Nación, dio a conocer los resultados de una extensa investigación sobre delitos electorales cometidos en las pasadas elecciones al Congreso de la República, fueron muchos los nombres que salieron a la luz como presuntos implicados en dicho escándalo. Las congresistas del Centro Democrático María Fernanda Cabal y Margarita Restrepo se vieron salpicadas con la declaraciones del Fiscal.

Martínez aseguró que bajo amenazas, Julián Gutiérrez, contratista de la Secretaría de Integración Social de Bogotá, supuestamente exigió a las profesoras de jardines infantiles de la localidad de Kennedy que votaran por el candidato a la Cámara Diego Caro y su fórmula al Senado María Fernanda Cabal.

Ante las acusaciones Cabal reaccionó de forma inmediata para desmentirlas. A través de un comunicado explicó que: “hicimos una campaña limpia y propositiva en el país con un muy limitado y austero presupuesto. Rechacé todo tipo de acompañamientos que bajo el supuesto de atenderle gastos para logística, significara un solo peso diferente a los pagos de una campaña para refrigerios, caminatas, gorras, afiches, papelería y apoyo básico”.

La senadora electa aseguró que “no puedo aceptar que se enlode ni mi nombre, ni mucho menos el de un partido como el Centro Democrático”. Además, denunció que tenía conocimiento de una persona que al ser rechazado por la colectividad para hacer parte de las listas a la Cámara de Representantes envió anónimos a la Fiscalía.

Por último, María Fernanda Cabal reiteró que no está vinculada a ningún proceso pero está “dispuesta a colaborar con la administración de justicia para que se llegue a la verdad de estos hechos”.

La representante Margarita Restrepo se vio implicada cuando el Fiscal aseguró que desde Medellín “la campaña de la candidata a la Cámara y reelegida al Congreso, ofrecía tablets y televisores por módicos 300.000 pesos, siempre y cuando se comprometieran a marcar el número 102 de Centro Democrático. (…) Alcanzó a recaudar una suma importante de sus votantes (136 millones de pesos) y les condicionó la entrega a la demostración de que votaron por su candidata”, afirmó.

Ante los señalamientos, Restrepo también se defendió de las acusaciones por medio de un comunicado. “La Fiscalía que está encargada de esta investigación ha dejado en claro que yo no he ofrecido ni viajes, ni televisores, ni tabletas a cambio de obtener votos, situación que seguramente no ha sido informada al Señor Fiscal General de la Nación, pero que está clara tanto para las víctimas, como para las diligencias en curso”.

El caso quedará en manos del abogado Francisco Bernate Ochoa que ha estado al frente de la defensa de la congresista desde el pasado mes de marzo cuando denuncio que su nombre estaba siendo utilizado para estafar personas a cambio de votos.

El Centro Democrático también se manifestó sobre las acusaciones a las campañas de sus militantes y expresó su gran preocupación por la mención de dos campañas al Congreso de la República en el comunicado de la Fiscalía General de la Nación. “Hemos estado comprometidos con una ardua lucha por la transparencia en todas las actuaciones de nuestros corporados, respetando el principio constitucional de presunción de inocencia y buena fe”.

De otro modo, el nombre de Fabián Castillo de Cambio Radical salió a relucir luego de que el Fiscal hiciera alusión al caso de Sergio Lora Ávila, quien durante las legislativas del 11 de marzo fue capturado en Ciénaga, Magdalena, con casi siete millones de pesos en efectivo, una lista de nombres y propaganda política alusiva al candidato al Senado, Fabián Castillo. Hasta el momento Castillo no se ha pronunciado sobre las declaraciones del Fiscal Martínez.

Estos y otros nombres hacen parte del primer resultado en relación a la operación Casa Blanca en Barranquilla, considerada como una “una verdadera empresa criminal” y que al parecer operó no solo para beneficiar a la senadora electa Aída Merlano sino también a Lilibeth Llinás, candidata a la Cámara de Representantes por el departamento del Atlántico, los diputados Jorge Rangel y Margarita Balén, así como los concejales y exconcejales Juan Carlos Zamora, Aissar Castro Reyes y Vicente Támara, involucrados en esta red de compra de votos y a quienes se les imputarán cargos por concierto para delinquir y corrupción al sufragante.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO