¿Fast Track disfrazado de Mensaje de Urgencia?

12 de diciembre del 2017

Esta será la decisión del Gobierno para rescatar proyectos de ley de paz.

Fast Track

El pasado 30 de noviembre fue la fecha límite para tramitar los diferentes proyectos de ley relacionados con la implementación de los acuerdos de paz entre el Gobierno y las Farc, vía Fast Track. Varias fueron las iniciativas que no alcanzaron a ser tramitadas, lo que implica un serio inconveniente para el cumplimiento de lo negociado.

Sin embargo, parece que no todo está perdido y habría forma de rescatar estos proyectos e incluso darles trámite de manera rápida, sin pasar por el extenso procedimiento de la vía ordinaria.

Así se dio a conocer luego de que el presidente Juan Manuel Santos realizara una junta de ministros, en la que uno de los temas que se trató fue el de la implementación de los acuerdos, y allí se tomó una decisión crucial.

Quien explicó en qué consiste esta medida fue el ministro del Interior, Guillermo Rivera: “Vamos a levantar la reserva del concepto solicitado al Consejo de Estado, y vamos a enviar mensajes de urgencia que es parte del mecanismo ordinario que establece el reglamento del congreso para que esos proyectos se sigan conociendo por parte de las comisiones conjuntas en el Congreso”.

Un mensaje de urgencia es una solicitud que debe ser acatada por el Congreso de la República, que establece tramitar un proyecto de ley de manera prioritaria en menos tiempo de lo habitual. Esto permitiría que la gestión fuera similar al Fast Track, es decir, que las comisiones de Cámara y Senado sesionen de manera conjunta y las plenarias lo hagan de forma simultánea.

Sin embargo, la medida no entrará en funcionamiento de manera inmediata: “Quienes aspiran a reelegirse van a dedicarse a sus campañas y nos parece que no sería justo interrumpir sus campañas. Lo que haríamos es que después del 16 de marzo continuamos con los trámites”, expresó Rivera.

El mensaje de urgencia es una de las opciones que más llama la atención del Gobierno para destrabar los proyectos estancados con el vencimiento del Fast Track, porque permite de una forma legal, aunque polémica, llevar a cabo estos debates.

Esto ya fue propuesto hace unos meses por Ivan Cepeda, Ángela María Robledo y Alirio Uribe: “Sesiones extraordinarias y mensajes de urgencia son mecanismos válidos para avanzar en la implementación. Los proyectos que no han sido aprobados en el marco del Fast Track deben seguir su curso en las sesiones ordinarias”, anunciaron mediante un comunicado.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO