Renuncia secretario de Transparencia Camilo Enciso

Foto: Presidencia de la República

Renuncia secretario de Transparencia Camilo Enciso

6 de Marzo del 2017

El secretario de Transparencia de la Presidencia de la República, Camilo Enciso, presentó este lunes su renuncia ante el presidente Juan Manuel Santos luego de dos años de ser encargado de liderar las iniciativas de combate contra la corrupción del gobierno.

Enciso, una de las personas más cercanas al presidente Juan Manuel Santos, aspiraría a presentarse al Congreso para las elecciones de 2018, por lo que debía presentar su renuncia antes del 11 de marzo de 2017 para evitar caer en una inhabilidad política.

En los últimos meses, Camilo Enciso había estado en el ojo del huracán debido a los escándalos de corrupción relacionados con la constructora Odebrecht, las obras de escenarios deportivos de los Juegos Nacionales de 2016 y la entrada en vigor de varios acuerdos para combatir la corrupción.

Justamente, el pasado 7 de febrero Enciso anunció un proyecto de ley para endurecer las penas a los acusados por delitos contra el erario público. ““Le vamos aponer una lápida, una placa de defunción a los casos de beneficios de detención domiciliaria que tanto repudio le generan a la población colombiana”, aseguró.

En este proyecto, planteó que se acabara la condena de casa por cárcel, y que la reducción de penas quede supeditada “a que haya reintegro eficaz de recursos y reparación a la víctima y a que haya delación y colaboración con la justicia para identificar a otros responsables de corrupción”.

Camilo Enciso es abogado, internacionalista y especialista en derecho penal de la Universidad del Rosario, y magister en leyes de la Universidad de Columbia en Nueva York. Trabajó durante el gobierno de Álvaro Uribe en la práctica privada con bufetes como Jaime Lombana y Brigard Urrutia; en 2009 trabajó como becario de Human Rights Watch y en 2011 regresó a Colombia para colaborar con el Ministerio de Comercio en transformación productiva y la lucha contra el contrabando.