Suspenden diálogos entre oposición y Gobierno

@JulioBorges

Suspenden diálogos entre oposición y Gobierno

7 de febrero del 2018

El presidente de República Dominicana, Danilo Medina, informó hoy que las negociaciones que se llevaban a cabo en este país entre el Gobierno venezolano y la oposición quedaron suspendidas de forma indefinida por falta de acuerdos entre ambas partes.

En una rueda de prensa Medina explicó que había un documento que recogía, entre otros puntos, que las elecciones se celebrarán el 22 de abril y que iba a ser firmado ayer. No obstante, ante la falta de consenso, se estableció que si se retoma el diálogo entre las partes, será en Caracas.

Por su parte Julio Borges ,representante de la oposición indicó a través de Twitter que “no aceptaremos ningún acuerdo que claudique la democracia en Venezuela. En las próximas horas haremos públicos todos los documentos que presentamos, donde quedan muy claras nuestras exigencias”.

Ayer ambas partes estuvieron reunidas durante cinco horas y hasta la medianoche en Santo Domingo con el fin de pactar los avances del quinto ciclo de negociación bilateral. Al término de ese encuentro, el negociador principal del Gobierno, Jorge Rodríguez indicó que ya estaba listo el acuerdo definitivo que sería firmado en las próximas horas.

“Logramos conformar un acuerdo definitivo con la oposición venezolana y venimos a cumplir aquí con la formalidad de firmar en República Dominicana” y agregó que “en el acuerdo hay una propuesta de fecha de las elecciones (presidenciales), claro que sí, están todos los detalles completamente listos, cumplimos todos los elementos de los detalles, estamos aquí listos y prestos”, expuso el portavoz del Gobierno venezolano.

Sin embargo, Julio Borges negó esta versión.

“Informo al país que no hemos firmado, ni firmaremos, ningún acuerdo que no sea digno ni esté a la altura del pueblo venezolano (…) Nunca vamos firmar nada que signifique menos derechos y que confisque los valores democráticos de la población venezolana”.

La oposición se unió al diálogo con el Gobierno de ese país el primero de diciembre del año pasado y puso sobre la mesa dos exigencias claras para hacer posible el proceso de negociación. Por un lado solicitaban garantías electorales para los próximos comicios adelantados unilateralmente por Nicolás Maduro. Además en todo el proceso se planteó la ayuda humanitaria ante la crisis socioeconómica que atraviesa Venezuela.