En EE.UU. ganó un godo peor que Trump

En EE.UU. ganó un godo peor que Trump

2 de Febrero del 2016

Con un discurso antiinmigrante, religioso y bélico, Ted Cruz ha escalado posiciones en las encuestas, y hoy se perfila como un gran favorito para ganar la candidatura republicana, incluso por encima del mediático y antes invencible Donald Trump.

Lea también: ¿Por qué Donald Trump insulta a todo el mundo?

Las radicales posturas del ultraconservador y precandidato republicano a la presidencia de los Estados Unidos lo han catapultado en los debates y en las elecciones primarias del estado de Iowa con más de cuatro puntos por encima de sus principales rivales, Donald Trump y Marco Rubio, toda una sorpresa.

Ademas: Políticos a los que sus aventuras sexuales les costaron las elecciones

Lo ha favorecido un explícito discurso conservador que evoca la pérdida de la identidad republicana. Desde George W. Bush los republicanos no han podido vencer en las elecciones presidenciales por falta de una figura que represente fielmente las posturas tradicionales del partido, y en Cruz parecen haber encontrado ese candidato.

Lea:  Trump: y el ego conservador

¿Cómo es que Ted Cruz, actual senador por Texas, ha alcanzado tal simpatía de los electores y dirigentes republicanos?

Entre sus principales posturas se encuentra un total rechazo a la legalización de miles de inmigrantes que hoy viven en Estados Unidos. Esto le valió el apoyo del senador de Iowa Steve King, la principal figura contra de la inmigración ilegal, y de paso una gran cantidad de votos.

Propuesta de Cruz como cerrar la frontera con México y la deportación inmediata de inmigrantes han causado gran revuelo, más aún cuando el público latino fue fundamental para su victoria en las elecciones legislativas. Esto resulta más polémico viniendo de una persona con ascendencia cubana, más aun cuando no ha tenido tapujos para decir en televisión nacional: “No apoyaré la legalización”.

Pero ésta no es su única posición polémica. Apoya abiertamente la posesión de armas por parte de los ciudadanos, buscando reducir sus restricciones, está a favor de una incursión militar para contrarrestar al Estado Islámico, y fue uno de los 47 senadores que firmaron en contra de un acuerdo que actualmente se negocia para controlar el programa nuclear que se desarrolla con Irán.

También ha sido un gran crítico de las políticas sociales del gobierno Obama. Ha expresado que pretende reducir los recursos que han sido asignados a los servicios médicos, sin reducir recursos en temas de defensa. Además está en contra del matrimonio de personas del mismo sexo y la legalización de las drogas.

Uno de los principales grupos que apoya a Cruz es el religioso. Abiertamente evangélico, el senador ha enfocado gran parte de sus esfuerzos en reunirse con líderes cristianos, labores que lleva realizando desde su candidatura al senado, lo cual le ha dado gran reconocimiento en este sector, uno de los más influyentes en la política norteamericana.

Donald Trump, para acabar con el liderato de Ted Cruz, quiere valerse del lugar del hijo de cubano: nació en Calgary, Canadá. Según la constitución de Estados Unidos el presidente debe ser un “ciudadano natural”, es decir nacer en suelo estadounidense o tener un padre americano, dependiendo la interpretación. Cruz no nació en Estados Unidos, pero su madre es ciudadana americana.