El yo te elijo tú me eliges, difunto que revive en equilibrio de poderes

1 de junio del 2015

Lluvia de críticas al bajarse la edad de experiencia para ser magistrado.

El yo te elijo tú me eliges, difunto que revive en equilibrio de poderes

Como un baldado de agua fría cayó en las altas cortes la extraña aparición de un nuevo mico colgado en el antepenúltimo debate de la reforma al equilibrio de poderes. Se trata de bajar de 20 a 15 años el tiempo de experiencia laboral para poder ser magistrado de alta corte.

Un magistrado de las altas cortes que habló a condición de no revelar su nombre, señaló que el bajar el tiempo de experiencia en cinco años, incentivará la puerta giratoria o lo que comúnmente se conoce como el yo te elijo tú me eliges.

“Nos ha dejado perplejos la bajada de los 20 años de experiencia para ser magistrado de alta corte. Cuando se subió a los 20 años, se hizo para evitar la puerta giratoria o el yo te elijo tú me eliges, ya que los magistrados del futuro iban a ser personas de 55 años, que cuando salieran, significaba el fin de su carrera laboral y profesional. Pero ahora con los 15 años de experiencia, los magistrados antes de cumplir 50 van a estar también pendientes de cuál va ser su futuro laboral una vez culminen su cargo, que es lo que pasa con la puerta giratoria”, dijo.

Según el alto juez, el tema “tiene problemas de armonía con todo el proyecto, pues para elegir un magistrado se exigen 15 años de experiencia, pero para el gerente de la Rama y otros delegados del organismo que reemplaza el Consejo Superior de la Judicatura se exigen 20. Eso se lo advertimos a los coordinadores ponentes”, advirtió.

El magistrado advirtió que la inhabilidad por un año que incluyó el Senado en la reforma del equilibrio de poderes se suprimió en la ponencia para el antepenúltimo debate, pero debido a la presión ejercida desde varios frentes judiciales se volvió a incluir, pero ahora se revive disminuyendo el tiempo de experiencia.

Por último el funcionario indicó, “una de dos, o los representantes a la Cámara quieren otorgarle algún beneficio a quienes los investigan penal o disciplinariamente, o ellos mismos quieren aspirar quieren ser magistrados”.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO